Judiciales y Policiales Municipios
Y está en la mira por otro caso similar

El Talar: un remisero fue apresado acusado de violar a una pasajera de 18 años

La víctima denunció que el pasado domingo el chofer, de 38 años, la sometió al quedarse dormida luego de que le ofreciera un vaso de vino. La damnificada había subido al auto junto a su novio, pero discutieron y él se bajó. El demorado habría abusado de una mujer de 19 años que había salido de un boliche en la misma zona ese mismo día

Un remisero fue detenido en las últimas horas acusado de haber violado y asaltado a una pasajera de 18 años en la localidad bonaerense de El Talar, partido de Tigre, luego de que el novio de la chica se bajara del auto por una pelea, informaron fuentes policiales y judiciales.

Los investigadores procuraban ahora establecer si el imputado fue además autor de otro abuso denunciado unas horas más tarde.

TE PUEDE INTERESAR

El acusado fue identificado oficialmente como Daniel Adrián Borello, de 38 años, quien reconoció ante el fiscal que tuvo relaciones sexuales con la denunciante pero “consentidas”, pese a lo cual quedó detenido acusado de “abuso sexual agravado y robo”.

El primer hecho -y por el que Borello quedó formalmente detenido e imputado-, ocurrió alrededor de las 4 de la madrugada de este domingo pasado, en la puerta del boliche “Tropitango”, de El Talar.

Una pareja de novios se subió a un remís informal para retirarse del lugar, ya que nos la habían dejado entrar al local bailable porque la chica se había olvidado el DNI.

Según las fuentes, en el auto se produjo una discusión entre los novios en la que el chofer del remís intervino para defender a la joven y obligó al muchacho a bajar del auto o de lo contrario lo haría "meter preso por violencia de género”, dijo una fuente judicial.

Siempre según la declaración de la chica, el chofer le invitó una copa de vino y tras ingerirla, ella se quedó dormida y luego se despertó cuando el remisero la estaba abusando sexualmente.

La joven contó que luego le robó algunas pertenencias y la abandonó en la estación Ricardo Rojas, tras lo radicó la denuncia y se iniciaron las actuaciones protocolares de rigor en casos de abusos sexuales.

El caso comenzó a ser investigado por el fiscal Federico González, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Delitos Sexuales de Tigre, quien le tomó declaración a la víctima.

Con ayuda de las cámaras de seguridad de “Tropitango” y del municipio, los efectivos lograron identificar el auto del presunto abusador, un Chevrolet Corsa patente FCL 105, y el martes apresaron al acusado en su domicilio de la calle Galdolfo 5952, de Virreyes.

En esa vivienda, los pesquisas secuestraron prendas de vestir, un teléfono celular que se presume es el robado a la denunciante, una escopeta calibre 12/70, una tonfa, dinero en efectivo y una placa del Poder Judicial.

Borello fue indagado el miércoles y ante el fiscal reconoció haber tenido relaciones sexuales con la chica de 18 años, aunque según su versión, “fueron consentidas”, según revelaron voceros judiciales.

El fiscal lo dejó detenido y ahora se analiza si Borello pudo ser el autor de otro abuso sexual que involucra a un remisero, con un modus operandi similar y en la misma zona del partido de Tigre.

Este segundo caso ocurrió alrededor de las 7 de la mañana del mismo domingo, a la salida de la disco “Bulldog”, también ubicada en colectora de Panamericana, pero a la altura de Don Torcuato.

Una joven de 19 años denunció que a la salida del boliche, un hombre que dijo ser remisero le ofreció llevarla y ella aceptó y se subió a su auto, aunque en el trayecto el hombre la tomó del cuello y le dijo que le practicara sexo oral.

Ante la negativa de la chica, el chofer se puso violento, le pegó y extrajo un arma de fuego con la que la amenazó, tras lo cual la bajó del auto a patadas luego de apoderarse de su billetera y su celular.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión