Sociedad Turismo
HISTORIAS BONAERENSES

Vagués, la joya escondida de San Antonio de Areco que parece estar detenida en el tiempo

A tan sólo 7 kilómetros de San Antonio de Areco, se encuentra la pequeña localidad de Vagués: un lugar para disfrutar de su tranquilidad y edificios antigüos.

A 7 kilómetros del municipio bonaerense de San Antonio de Areco, y a 134 kilómetros de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, se encuentra Vagués, una localidad paradisíaca detenida en el tiempo. Su naturaleza, tranquilidad, edificios antiguos y pequeña congregación de vecinos convierten a estas tierras bonaerenses como un destino ideal para pasar un fin de semana.

Aquellos turistas y vecinos que recorren las cuatro cuadras de tierra -con una excepcional asfaltada-, aquellos que llegan a las tranqueras de algunas estancias, aquellos que se detienen debajo de los árboles a tomar un mate, aquellos que se sorprenden de la inconmensurable belleza de la antigua Estación, aquellos que conocen Vagués dicen: es una ciudad detenida en el tiempo.

TE PUEDE INTERESAR

image.png
Vagués, el pueblo rural de San Antonio de Areco.

Vagués, el pueblo rural de San Antonio de Areco.

Esa antigüedad que caracteriza a la localidad que tiene casi 100 habitantes, es también la que la convierte en una importante locación turística. Para ello, Vagués cuenta con una hotelería, un clásico restaurante, un espacio para venta de antigüedades y el Centro de Interpretación Ferroviario en la ex estación de trenes.

El origen de Vagués

Para llegar a Vagués, es necesario tomar la Ruta Provincial Nº 41 con vehículo propio, ya que no hay servicio de ómnibus o combi. Sin embargo, no siempre fue así: antes estaba la importante Estación de Trenes. Hoy, sigue estando.

Su nombre honra al Capitán Don José Vagués, fundamental en la época colonial durante las guerras tan habituales en las fronteras cuyo apellido era de origen francés: Baghe.

El pueblo comenzó a crecer a partir de la llegada del Ferrocarril Central Argentino en 1894, perteneciente al ramal Victoria-Pergamino y también al empalme hacia la ciudad de Luján. La arquitectura de la galería, los techos a teja y ladrillos a la vista, obra de los arquitectos Eustace y Roger Conder, aún caracteriza el tinte inglés de la ex Estación Ferroviara.

En 1992 fue clausurado hasta su reapertura dos años después, en 1994, cuando se convirtió en un Centro de Interpretación Ferroviario, uno de los principales atractivos turísticos de la localidad.

¿Qué hacer en este paraíso de San Antonio de Areco?

image.png
Vagués, el pueblo rural de San Antonio de Areco.

Vagués, el pueblo rural de San Antonio de Areco.

Además de disfrutar de su naturaleza y tranquilidad, la principal atracción turística es su inactiva Estación de Tren: su antigua balanza, reloj y vagones la caracterizan.

A partir del 2012 se re significó el espacio y se convirtió en el Centro de Interpretación Ferroviario: tres salas donde se dejan ver láminas, objetos ferroviarios antiguos como rieles, materiales de fijación, viejos semáforos o la histórica campana del ferrocarril. La muestra es acompañada por una maqueta del ramal y fotografías del legado del pueblo.

No hay que olvidar del exterior, de lo que habita en el predio: los vagones de los últimos trenes que pasaron que están disponibles para que los turistas suban y recorran cada uno de ellos. Además, suele ser el lugar donde a se realizan eventos culturales y espectáculos de música y danza o arte en diferentes momentos del año, como su fiesta patronal cada 14 de julio en honor a San Camilo de Lelis.

2024-03-09 (2).png
Los Vagones de Areco, una de las ofertas turísticas de Vagués.

Los Vagones de Areco, una de las ofertas turísticas de Vagués.

Aunque cuenta con la hostería principal, esta localidad ofrece un alojamiento turístico poco frecuente en la provincia y en el país: coches de tren y subtes antiguos fueron reconvertidos en habitaciones llamado Los Vagones de Areco.

Queda a 7 kilómetros de la ex Estación, se accede por camino de tierra, y ofrece una experiencia distinta y de re conexión a la armoniosa naturaleza. Los Vagones de Areco ofrece un día de campo, diferentes hospedajes, la posibilidad de realizar eventos o workshops.

TE PUEDE INTERESAR