La Plata
¿Religión ovni en la ciudad?

Un homicidio satánico y una secta que perseguía OVNIS: una truculenta historia platense

La ciudad de La Plata tuvo una inquietante secta ufológica llamada L.U.S (Lineamiento Universal Superior).

En 1977 se estrenó “Encuentro cercano del tercer tipo”, la película escrita y dirigida por Steven Spielberg que narra una aproximación de seres de otros planetas a la Tierra. Meses antes de ese mismo año, 38 personas se suicidaron en Estados Unidos para que sus almas ascendieran a una supuesta nave espacial que los salvaría. Y en ese marco, la ciudad de La Plata también fue protagonista de una historia que tuvo a la secta ufológica llamada L.U.S (Lineamiento Universal Superior).

Dirigida por Valentina de Andrade, la secta L.U.S comenzó a dar sus primeros pasos en la ciudad en 1983. Sin embargo, la líder de esta religión ovni había comenzado sus enseñanzas en Brasil, país donde nació. Según ella, el Dios cristiano era “el Nefasto” y los extraterrestres iban a llevarse a los elegidos a un mundo mejor.

TE PUEDE INTERESAR

image.png
En La Plata desde mitad del siglo pasado se dice que hay avistamientos en la

En La Plata desde mitad del siglo pasado se dice que hay avistamientos en la "Zona 72".

El periodista Marcelo Metayer, en diálogo con INFOCIELO, contó algunos detalles de esta trama. “En cuanto a grupo ufológico, por ejemplo, tiene que ver con la creencia en que la salvación de las almas se va a realizar a través de la llegada de extraterrestres”, narró.

La secta comenzó a tener varios adeptos jóvenes, entre ellos universitarios. Y “las reuniones del grupo L.U.S se conocían por unos afiches que pegaban en la ciudad de La Plata. “Las primeras se hicieron en el edificio de 7 y 50 y después se trasladaron al barrio el mondongo” , afirma Matayer.

Estos movimientos pasaron bajo el radar de los medios. Según cuenta el historiador Gabriel Darrigran para INFOCIELO, al tema no se le daba demasiada trascendencia. Pero lo que pasaría después les llamaría la atención.

La organización de la secta, los abandonos de hijos y la veda sexual

De Andrade nació en 1931 en Carazinho, Rio Grande Do Sul . Tuvo dos matrimonios antes de los 40 años. En la década del ‘60 empezó a incursionar en ámbitos espiritistas y en 1973 conoció al platense Roberto Olivera, quien terminó siendo su tercer esposo. “Años después un médium les aseguró que Roberto tenía ‘grandes poderes’ y en 1981 éste comenzó a ‘incorporar’, es decir, a alojar ‘entidades’”, indicó Marcelo Metayer.

Además, Olivera tuvo una destacada participación en el momento en que aparecieron los “Enanitos Verdes” en diciembre de 1983. En una nota de un diario local había declarado lo siguiente luego de que en La Plata hayan realizado un avistamiento ovni: “Yo, que he hablado con ellos, sostengo que es todo una gran alucinación”.

WhatsApp Image 2023-01-12 at 11.53.00 AM.jpeg
El caso de los

El caso de los "enanitos verdes" fue furor en Argentina durante esa época.

Él creía que era un “contactado” o “médium” con los extraterrestres vía telepática, mientras que ella creía que era poseedora de un poder cósmico.

Según Darrigran “los extraterrestres le contaban que una especie de demonio o dictador intergaláctico se metía en los cuerpos de las personas nacidas a partir de 1981”. Es por eso que a los seguidores les pedían que dejen a sus hijos nacidos después de esa fecha porque eran “nefastos”. Además, había vedas sexuales de ocho meses para “descontaminarse” y se estimulaba a la entrega de bienes materiales a la organización.

El ocaso y la trascendencia

“El Lineamiento Universal Superior y sus líderes son buscados, acusados de asesinar a un niño en Brasil. Estaban inscriptos en la Provincia de Buenos Aires desde abril de 1988 como una asociación civil sin fines de lucro”, así presentó la noticia por televisión el periodista César Alberto Mascetti. Los medios ahora sí prestaron atención.

En abril de 1992 se conoció el brutal crimen de Evandro Ramos Caetano en Guaratuba. Un niño fue asesinado en un ritual el día 7, a las siete de la tarde, por siete personas, lo desmembraron y le arrancaron el corazón. Según indicó el periodista Marcelo Metayer “Había sido un asesinato por encargo, pagado por la mujer y la hija del exalcalde de de la ciudad. El oficiante, el pastor quimbanda Osvaldo Marcineiro, confesó también que en febrero había secuestrado a otro niño y lo había vendido a unos extranjeros que hablaban español. Justo esos días, el grupo L.U.S. estaba alojado en la ciudad, un destino turístico del estado de Paraná”.

La Policía del lugar vinculó el crimen con Valentina de Andrade y su nuevo marido, José Alfredo Teruggi, que para ese entonces se encontraban en Brasil. Sin embargo, se descubrió al verdadero asesino y la pareja fue declarada inocente. Pero la reputación del grupo L.U.S., de antemano complicada, quedó manchada para siempre.

Valentina de Andrade confesó en su sitio web que “jamás en el transcurrir de mi turbulenta vida, realicé un solo acto de maldad o algo que perturbara mi conciencia, y de esa tranquilidad, mantengo la afirmación de mi incuestionable dignidad”.

Por su parte, la líder de L.U.S aún vive y reside en Londrina, otra ciudad de Paraná, y desde su portal de internet , que funciona como blog, comparte sus divulgaciones y afirma saber el por qué de las “causas del homesualismo”, “Desapariciones de objetos”, y “Actuación de la energía mentiras dormimos”, entre otros temas.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión