Sociedad
CONSUMIDORES

¿Cómo se hace el reclamo por un mal servicio?

¿Compraste algo y vino fallado? ¿Pagás un servicio que no cumple las condiciones? ¿Te quieren cobrar un consumo que no hiciste? Mirá cómo hacer un reclamo.

En Argentina cualquier consumidor puede hacer un reclamo si compra productos o contrata un servicio para uso personal y las empresas proveedoras no cumplen con el compromiso asumido. El trámite se realiza por Internet a través de la Ventanilla Única Federal de Defensa de las y los Consumidores, que designará el método más apropiado para dar resolución al conflicto.

Entre los rubros que en los que los consumidores pueden iniciar un reclamo, se encuentran:

TE PUEDE INTERESAR

  • Servicios de cable, internet, telefonía móvil o fija.
  • Facturación de servicios de luz, agua o gas.
  • Prácticas de salud: contiene, entre otras, las denuncias por problemas para acceder a la interrupción voluntaria del embarazo, problemas para acceder a otras prácticas de salud o problemas con prepagas y obras sociales.
  • Bancos o servicios financieros.
  • Servicios turísticos.
  • Indumentaria o calzado.
  • Rodados, automotores o embarcaciones.
  • Electrodomésticos o artefactos para el hogar.
  • Informática.
  • Equipos de telefonía.
  • Otros.
image.png
El reclamo por incumplimiento de un servicio contratado o problemas con un producto comprado se inicia a través de la web.

El reclamo por incumplimiento de un servicio contratado o problemas con un producto comprado se inicia a través de la web.

Tras seleccionar el rubro al que corresponde el reclamo que va a iniciarse, el consumidor deberá llenar un formulario que debe contener datos reales sobre los hechos y motivos del reclamo. Se debe informar con claridad cuál es el producto o servicio que se adquirió y explicar cuáles son los puntos donde el proveedor habría incumplido con los términos convenidos.

Pero además, si los consumidores tienen entre 13 y 17 años, pueden ingresar un reclamo ya que existe un Equipo de Abogadas y Abogados de Consumidores Hipervulnerables, que podrá orientar, asesorar, brindar asistencia y acompañar de manera personalizada durante todo el proceso. Además, si quien reclama es adulto mayor, persona con discapacidad, migrante, persona en situación de vulnerabilidad socioeconómica, turista, miembro de comunidades indígenas, del colectivo LGBT+, vive en barrios populares o zonas rurales y su situación fue especialmente vulnerada en la relación de consumo, se debe especificar en el texto del reclamo.

Finalmente, el reclamo debe incluir la información sobre el proveedor y sobre cómo espera el usuario que se resuelva el conflicto: cambio del producto, devolución del dinero, bonificación o resarcimiento, entre otras maneras.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión