Política y Economía
Propuesta

Intendentes desconocen la deuda con Edesur y a cambio piden obras o fin de la concesión

Son unos $2000 mil millones que le deben a la empresa. En tanto, la Provincia tendría que pagar otros $1000. Temen que ese dinero, otra vez, no termine en una, mejora del servicio

La pelea de los municipios con Edesur escaló a niveles inéditos. Tanto que algunos intendentes ahora hablan de “estatizar” y no ven otra salida que el fin de la concesión. Pero mientras el ENRE resuelve la cuestión de fondo, la empresa salió a reclamar una deuda millonaria referida al suministro de los barrios vulnerables, donde hay “medidor comunitario”.

En rigor, Edesur exige $3000 millones en concepto de la tarifa social. Según pudo saber INFOCIELO, serían $1000 millones de la Provincia y $2000 millones entre las 12 comunas donde se presta el servicio (Almirante Brown, Avellaneda, Berazategui, Cañuelas, Esteban Echeverría, Ezeiza, Florencio Varela, Lanús, Lomas de Zamora, Presidente Perón, Quilmes y San Vicente).

TE PUEDE INTERESAR

Los jefes comunales prefieren no darle entidad a esa cifra y proponen que, en todo caso, ese monto se transforme en obras para mejorar el servicio. No quieren “darle un peso más para inversiones que no llegan”, explica uno de ellos.

La propuesta de canje de deuda por obras fue propuesta por un intendente durante las reuniones varias que tuvieron lugar la semana pasada. Luego de esos encuentros, como informó este portal, la Defensoría de Pueblo presentó en el ENRE un pedido de formal para la quita de la concesión.

“Esta Defensoría considera que la empresa no se encuentra en condiciones de prestar el servicio del cual es concesionaria; por lo que se solicita a la autoridad concedente y de contralor la rescisión de la concesión oportunamente otorgada”, señala el escrito impulsado por el organismo que lidera Guido Lorenzino.

Ese dinero no sería una solución definitiva, pero podría ser un aliciente para mejorar el suministro en zonas donde la falta de luz genera mucho malestar.  Mejorar tendidos y agregar subestaciones serían, por ejemplo, los destinos de esos recursos.

Este jueves, justamente, Fernando Gray (Esteban Echeverría) presentó una denuncia contra Edesur por el incumplimiento del compromiso de construcción de una subestación eléctrica cuyo objetivo era atender una creciente demanda. Los trabajos habían sido pautados en 2015.

En el informe de la Defensoría, para los casos de Florencio Varela y de Quilmes, figuran que los arreglos que se necesitan tienen que ver con recambio de postes, mejoras en los cableados, adecuación de las redes –en altura y capacidad-, arreglo de empalmes y arreglo de equipo y transformadores.

Los intendentes coinciden en que “el diálogo se agotó” con los dueños de Edesur. Principalmente con su presidente, Juan Carlos Bianco. Como ya informó este medio, Bianco comenzó a llamar insistentemente a los dirigentes involucrados peo ninguno atendió. “Ya no hay nada para hablar”, le respondían por mensaje o por audio de WhatsApp.

“No se soporta más. Cuando se corta la luz tengo medio ciudad sin luz y la otra sin agua porque se paran las bombas de AYSA”, señaló uno de los alcaldes consultados por INFOCIELO. “Queremos que le saquen la concesión. No otro cosa. Son años de retraso ya”, agregó otro.

En paralelo, en el peronismo mandaron a medir la aceptación que podría llegar a tener una eventual estatización de Edesur. El aval social es alto, pero también es alta la capacidad de cambio de clima de la opinión pública. Es sólo un dato más.

Según números oficiales, Edesur opera 3.300 kilómetros cuadrados en la Capital Federal y en Almirante Brown, Avellaneda, Berazategui, Cañuelas, Esteban Echeverría, Ezeiza, Florencio Varela, Lanús, Lomas de Zamora, Presidente Perón, Quilmes y San Vicente. Atiende a unos 2,5 millones de clientes y declara 5 mil empleados y acciones por $898.585.028. 

 

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión