POLÉMICAS DECLARACIONES

Walter Correa le recordó al diputado libertario Benegas Lynch que el trabajo infantil es delito

"No es un acto de libertad, constituye un delito", afirmó Walter Correa contra Benegas Lynch. Su par de Justicia, Juan Martín Mena también cruzó al libertario

El ministro de Trabajo de la provincia de Buenos Aires, Walter Correa, se hizo eco de las declaraciones del diputado Nacional de La Libertad Avanza, Alberto "Bertie" Benegas Lynch respecto a la obligatoriedad de la escuela y la "libertad" de no enviar a los hijos a un establecimiento educativo para que trabajen en un negocio familiar.

"La libertad también es que si no querés mandar a tu hijo al colegio porque lo necesitás en el taller, puedas hacerlo", había dicho el legislador nacional en una entrevista con Radio Splendid, y generó un fuerte rechazo incluso entre sus compañeros de espacio.

TE PUEDE INTERESAR

"Repudiamos enfáticamente las declaraciones del Diputado Nacional por tratarse de una violación a la consagrada en la LEN 26206, que dispone la obligatoriedad de la educación en la Argentina, que como derecho fundamental se encuentra establecida en la Constución Nacional, en la de la provincia de Buenos Aires y en la Convención de los Derechos del Niño", señalaron desde el Ministerio de Trabajo.

Y achacaron que "la libertad que Benegas Lynch propone se encuentra en el lado opuesto a lo que la sociedad argentina ya consagró y forma parte de los más altos valores que promueve. El trabajo infantil es un emergente de la falta de acceso a derechos de niñas y niños y no es, de ninguna manera, un acto de libertad sino que constuye un delito".

Alberto Benegas Lynch.jpg
Alberto Benegas Lynch hizo una oda al trabajo infantil y dijo que la educación no debería ser obligatoria.

Alberto Benegas Lynch hizo una oda al trabajo infantil y dijo que la educación no debería ser obligatoria.

Desde Provincia recordaron los derechos del niño y pidieron "afirmar el compromiso de la sociedad"

En el comunicado, la gestión bonaerense señaló que mantiene el desafío de legislar en contra del trabajo de los menores de edad y de garantizar la educación:

En lo que respecta al trabajo infantil como problemática social y, en consecuencia, como asunto del Estado y sus políticas públicas, es necesario afirmar el compromiso de la sociedad en su conjunto para abordar el tema integral considerándolo un flagelo social que no debe naturalizarse

En este sentido, la provincia de Buenos Aires, con el gobernador Axel Kicillof a la cabeza, asumió y asume el desafío y la responsabilidad de diseñar y ejecutar políticas públicas específicas para prevenir y erradicar el trabajo infantil en todas sus formas, que den respuesta no sólo a este problema, sino también, que permitan dar las discusiones en todos los ámbitos que sean necesarios, para garantizar infancias libres y trabajo digno para las personas adultas, un eslabón imprescindible para la erradicación del trabajo infantil.

Las leyes que el pueblo argentino conquistó a lo largo de su historia, no sólo garantizan el derecho de niños y niñas a la educación, sino que a su vez, aseguran el derecho de las infancias a no trabajar. Las polícas individualistas y meritocrácas, propias del liberalismo a ultranza que persigue el Gobierno nacional profundizan la desigualdad social y cercenar el acceso a derechos para nuestros pibes y nuestras pibas en función de su origen social y económico.

El ministro de Justicia bonaerense también cruzó a Benegas Lynch

El ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Provincia, Juan Martín Mena, también salió al cruce de las declaraciones del diputado nacional libertario Alberto Benegas Lynch, en las que impulsó la libertad de los padres para elegir si mandan sus hijos a la escuela o a trabajar, y en ese sentido subrayó que “promover el trabajo infantil está muy mal, los chicos tienen que estar en la escuela”.

Los chicos y los adolescentes tienen que estar en la escuela, y si hay una forma de mejorar la calidad de vida de todos, de engrandecer la Nación y la patria, es formándose, capacitándose y profesionalizándose”, enfatizó el funcionario al dar inicio al ciclo lectivo 2024 en la Escuela de Cadetes del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB), en el que 1.119 estudiantes se preparan para convertirse en futuros oficiales del organismo.

El titular de la cartera de Justicia también sostuvo que “estamos es un momento muy especial, en el que vemos que están en peligro numerosas universidades que no van a poder cumplir con sus ciclos lectivos por las medidas que el Gobierno Nacional está tomando para desfinanciar la educación pública”.

Luego de calificar las declaraciones de Benegas Lynch como “muy tristes”, el ministro de Justicia y Derechos Humanos provincial manifestó que “la educación pública gratuita, obligatoria y de calidad en nuestro país, es una conquista que abrazamos hace ya muchos años y no la vamos a dejar atrás”.

TE PUEDE INTERESAR