¿CON 400 MIL SE LLEGA A FIN DE MES?

Polémicas declaraciones de economista cercano a Javier Milei sobre salarios

El economista Juan Carlos de Pablo, amigo de Javier Milei, afirmó que con 400 mil pesos se puede llegar a fin de mes, minimizando las dificultades económicas

Las declaraciones de Juan Carlos de Pablo en la señal de noticias del diario La Nación, provocaron una fuerte repercusión, indignación y polémica. Este economista cercano y de consulta del presidente Javier Milei, generó escándalo en redes sociales con una afirmación sobre los ingresos de los menos favorecidos a quienes evitó llamar "los más humildes".

"Los que tienen poca plata no son humildes, son pobres. Los periodistas que dicen que no se puede vivir con 400 lucas ganan dos palos. Porque si ganaran 400 lucas sabrían como llegar. No hay que insultar a la gente que gana 400 mil pesos diciendo que no saben cómo hacen para llegar a fin de mes, porque esa gente hace malabares y sabe cómo hacerlo", aseguró el histórico economista que ya era el consultor liberal de cabecera de Bernardo Neustadt en la década de 1970.

TE PUEDE INTERESAR

Además, como se ve, señaló a los periodistas, acusándolos de llenar la cabeza de la gente con la idea de que no es suficiente para vivir con salarios de 400 mil pesos.

ssstwitter.com_1718654133394.mp4

El cínico comentario del economista amigo y consultor de Javier Milei

TOTALMENTE ALINEADO A JAVIER MILEI

Estas declaraciones resuenan fuertemente debido a su alineación absoluta con los comentarios del presidente Milei, quien recientemente sostuvo que "si la gente cobrara poco, se estaría muriendo de hambre". Este discurso es mayoritariamente percibido por muchos como un intento de normalizar salarios bajos y de minimizar las dificultades económicas que enfrenta una parte considerable de la población.

El contexto económico es complejo, con una inflación a la baja pero todavía alta que erosiona constantemente el poder adquisitivo de los salarios que no se mueven a la par de la suba de precios, productos y servicios.

En este escenario, muchos trabajadores luchan por mantener un nivel de vida digno, y los 400 mil pesos mencionados por De Pablo no representan para nada un ingreso confortable para ningún ciudadano.

Este tipo de discurso es peligroso porque tiende a convalidar la precarización laboral y la desigualdad económica. Además, minimiza las legítimas preocupaciones de quienes enfrentan dificultades financieras reales.

Screenshot_20240617_200858_X.jpg

Los periodistas son acusados de inflamar la situación al hablar de la insuficiencia de los salarios, pero su labor es crucial para visibilizar los problemas económicos y presionar por cambios necesarios en políticas salariales y de bienestar. En un país con una inflación anual que supera el 100%, el debate sobre el poder adquisitivo de los salarios es no solo válido, sino esencial.

EL CINISMO DEL ECONOMISTA

Las críticas a estas declaraciones se centran en el cinismo de sugerir que los argentinos deberían aceptar bajos salarios como "norma" y sentirse agradecidos simplemente por tener empleo.

El argumento de un desenfocado y desconectado De Pablo sobre la realidad, busca intentar ser una llamada a la "responsabilidad personal", y un "reconocimiento de las "estrategias" que muchas personas ya están utilizando para sobrevivir en un entorno económico difícil. Es decir que detrás de un elogio a esos malabares para llegar a fin de mes, en verdad se esconde una naturalización (disfrazada de felicitación a ser pobre) y un llamado a no quejarse de esa circunstancia.

Esta perspectiva es una simplificación que ignora las causas estructurales de la pobreza y la desigualdad.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://x.com/UnGenteComun/status/1802753923410690534?t=zumFohWZp81ZJGlw1HVnFg&s=19&partner=&hide_thread=false

NORMALIZAR LA PÉRDIDA DE SALARIO

Tal "resiliencia" y "capacidad de adaptación de la gente", en realidad no existe. Se trata de un 'sálvese quien pueda' para que cierren los números sin déficit y sin protesta social, las únicas preocupaciones del mandatario libertario.

Las palabras de Juan Carlos de Pablo, prácticamente un asesor presidencial son importantes no solo por su contenido, sino por cómo moldean las expectativas y la esperanza de la población en general, haciendo lucir razonable un ingreso que no llega a la mitad de lo que cuesta una canasta básica.

TE PUEDE INTERESAR