TENDENCIAS DE ÉPOCA

Javier Milei: Fisting, vaselina, media sombra y el inglés de Cristina Pérez

Javier Milei volvió a apelar a una metáfora sexual para referirse a la economía. Habló de "burócratas metiendo el dedo y el brazo" con vaselina a empresarios

En su aparición en el Foro Económico Internacional de las Américas, el presidente Javier Milei capturó la atención de todos con su estilo característico y sus declaraciones provocativas. Conocido por su retórica incendiaria, no decepcionó a los asistentes al evento cuando otra vez comparó temas económicos con situaciones sexuales como el "fisting", y nuevamente apeló a su ejemplo preferido: "la vaselina".

TE PUEDE INTERESAR

LA LUZ Y LA "ESPECIAL" PRESENTACIÓN DE CRISTINA PÉREZ

Antes de comenzar su discurso, Milei solicitó que se apagaran las luces, una petición inusual que refleja su personalidad particular y su enfoque en la comodidad personal durante las presentaciones públicas. Cristina Pérez, pareja del ministro de Defensa, Luis Petri, introdujo a Milei como un "invitado especial", preparando el escenario para su intervención.

CRÍTICA Y METÁFORA SEXUAL

Durante su discurso, Milei anunció medidas drásticas como el despido de 70 mil empleados estatales y criticó duramente la educación pública. Además, desafió las cifras oficiales de inflación, proclamando un porcentaje significativamente más bajo. Sus palabras, cargadas de metáforas y comparaciones audaces, resonaron en el foro, dejando una impresión impactante en la audiencia.

Especialmente se viralizó un fragmento en el que, para representar la inmiscusiôn del estado en la economía de los privados, apeló nuevamente una comparación sexual como es habitual en él.

Esta vez dijo: "No necesitamos un burócrata metiendo el dedo en ningún lado, porque ya saben donde termina el dedo, y más que el dedo termina siendo el brazo", parangoneando la relación entre el estado y los privados apelando a las prácticas sexuales denominadas "fisting".

ssstwitter.com_1711545368361.mp4

Javier Milei y sus metáforas sexuales

El “fisting” es una práctica sexual ruda. Consiste en la introducción parcial o total de la mano, ya sea en la cavidad anal o vaginal.

Pero Javier Milei no terminó allí, continuó su explícita metáfora agregando: "Digo si tuvieran un negocio de vaselina estarían más felices festejando".

REACCIONES Y CONSECUENCIAS

La presencia de Milei y sus comentarios no solo dominaron la jornada sino que también generaron un amplio debate en las redes sociales y entre los asistentes. Su crítica al "populismo salvaje" y la "situación desastrosa" heredada, junto con su defensa del libre mercado, reflejaron sus persistentes posturas políticas y económicas.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://twitter.com/he1234nan5678/status/1772914820045578676?t=OTI57mlK3cj0BIW3nhRyHA&s=19&partner=&hide_thread=false

La jornada en el foro será recordada tanto por sus anuncios dramáticos de despidos masivos, por su peculiar solicitud de apagar las luces, por sus apelaciones a comparaciones sexuales y la presentación de Cristina Pérez que entre el inglés y el español lo definió a Milei como "especial".

VID_184820903_095154_968.mp4

La particular presentación de Cristina Pérez semi a oscuras a Javier Milei

TE PUEDE INTERESAR