Política y Economía
INFORME

Alarmantes cifras de pobreza y desocupación en Mar del Plata

Un estudio social y laboral dio cuenta del impacto de la pobreza y desocupación durante el 2020 en Mar del Plata.

Un informe realizado por la Universidad Nacional de Mar del Plata dio cuenta de las alarmantes cifras de pobreza y desocupación que se registraron en el partido de General Pueyrredón durante el 2020. El efecto rebote tras la reapertura de actividades en medio de la pandemia de coronavirus no logró mermar los preocupantes índices que golpean con mayor fuerza a los sectores más vulnerados de la población.

El Grupo Estudios del Trabajo de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la Universidad Nacional de Mar del Plata elaboró el "Informe Sociolaboral del Partido de General Pueyrredón" donde analizan los datos del cuarto trimestre de 2020. Además, realizaron un balance de lo ocurrido durante todo el año anterior. INFOCIELO desmenuzó las cifras que ya había adelantado tiempo atrás.

TE PUEDE INTERESAR

En concreto, el distrito bonaerense presentó una reducción de la cantidad de ocupados (-12.000) y desocupados (-2.000) y por consecuencia cayó la Población Económicamente Activa (-14.000). De este modo, la tasa de actividad se ubicó en el 47,8% y la de empleo en 42,5%). En tanto, la desocupación permaneció en 11,1%.

La subocupación es de 13,4% y la presión general en el mercado de trabajo es 24,2%, ubicándose en mínimos históricos. "Todo ello da cuenta de la pérdida de empleos de baja calidad y de la persistencia de desaliento en la búsqueda de empleo", señaló el relevamiento.

En este marco, la pérdida de empleos durante los últimos 6 meses de 2020 junto con la caída del poder adquisitivo de los ingresos familiares generó aumentos en los niveles de pobreza. El porcentaje de personas que viven en hogares con ingresos menores a la línea de indigencia llegó al 10,8% (unos 70.000 marplatenses) y la línea de pobreza alcanzó al 41,1% (265.600 personas).

Mar del Plata en el ranking de la pobreza e indigencia

El índice de indigencia de Mar del Plata la ubica en el tercer lugar más alto entre los 31 aglomerados urbanos del segundo semestre de 2020. La peor situación se dio en partidos del Gran Buenos Aires (15,2%), seguido por Neuquén-Plottier (12,3%)

En torno a la pobreza, se ubica como el noveno aglomerado con mayor pobreza del país, siendo las peores situaciones las de Gran Resistencia (53,6%), partidos del Gran Buenos Aires (51%) y Concordia (49,5%).

pobreza desocupación Mar del Plata.jpg
Preocupantes cifras de pobreza y desocupación en Mar del Plata

Preocupantes cifras de pobreza y desocupación en Mar del Plata

En cuanto a la tasa de empleo, en el cuarto trimestre de 2020 también se produjo una disminución interanual similar a nivel local y nacional. En Mar del Plata pasó del 44,8% al 42,5% (-12.000 ocupados), y en el plano nacional, de 43% a 40,1%. El valor alcanzado en el total aglomerados se encuentra muy cercano al de la salida de la crisis 2001-2002.

La tasa de desocupación es de 11,1%, equivalente al promedio que alcanzó entre 2013 y 2019, y Mar del Plata se ubica en el sexto puesto en el ranking de aglomerados, liderado por partidos del Gran Buenos Aires (14,1%), Gran Rosario (13,6%) y Gran Córdoba (13%).

Al respecto, el informe que contó con la colaboración de Eugenio Actis Di Pasquale y Marcos Esteban Gallo remarcó que "en términos generales, en Mar del Plata se presenta una reducción de la cantidad de ocupados y desocupados, por ende, cae la Población Económicamente Activa. Esto impacta en una caída de la tasa de actividad y en la tasa de empleo, mientras que la tasa de desocupación permanece constante".

"Asimismo, disminuye la subocupación y la presión general en el mercado de trabajo, lo que da cuenta de la pérdida de empleos de baja calidad y de la persistencia de desaliento en la búsqueda de empleo. Esta dinámica se dio de manera diferente en total país, dado que en un contexto de caída del empleo, aumentaron la desocupación, la subocupación y la presión general", añadió.

Además, indicaron que "el fuerte descenso registrado en nuestra ciudad no debe calificarse como un indicador positivo. Tengamos en cuenta que se da luego de dos años de llegar a máximos históricos. El hecho es que las medidas de aislamiento y la crisis económica ocurrida en 2020 afectaron a gran parte de los trabajos que se habían incrementado durante el gobierno anterior, es decir, de baja calidad. Por ende, detrás de esto hay un número considerable de familias (vulnerables) que se vieron afectados por una merma en los ingresos laborales".

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión