Sociedad
MANO A MANO CON INFOCIELO

De Pilar a Rumania: Conocé a Candela Belén, una de las 10 mejores ajedrecistas del mundo

Candela Belén Francisco Guecamburu, de Pilar, dialogó con INFOCIELO. Empezó a jugar al ajedrez a los 9 años y ahora representa a la Argentina en el mundial.

Candela Belén Francisco Guecamburu tiene 16 años, es de la ciudad de Pilar, provincia de Buenos Aires, y se encuentra entre las primeras 10 mejores ajedrecistas del mundo en la categoría sub 16. "Fue una muy buena experiencia de verdad", expresó en diálogo con Infocielo acerca de su reciente paso por el Campeonato Mundial Juvenil de Ajedrez de Rumania.

La joven cuenta que salió del país anteriormente para el panamericano de ajedrez en Uruguay en 2016, cuando tenía solo 10 años. Lo que le siguió fue el sudamericano en Paraguay en 2017 y en el mismo año viajó a Costa Rica, en 2018 a España y Chile y en 2019 a Ecuador. También fue a Brasil, aunque no recuerda el año. "Pero este es el mundial" -señala- "y es el torneo mas importante que hay, así que es la mejor experiencia del mundo y no se hubiese dado si la intendencia de Pilar no me hubiese ayudado", agradece.

TE PUEDE INTERESAR

Sus inicios en el ajedrez

Candela practica ajedrez desde los 9 años, pero no considera que haya empezado desde muy temprano: "La mayoría de los ajedrecistas que resultan ser profesionales empiezan a los 4 años", aclara. Su primer contacto con la disciplina se dio casi por pura casualidad, cuenta, en el momento en el que sus papás ayudaban en un comedor de niños: "Yo en ese momento que era chiquita me iba a sus clases, porque también daban una catequesis ahí, mis amiguitas también, y desorganizábamos la actividad. Entonces mi mamá vio que en Pilar Point, que es un shopping pequeño que hay en Pilar, daban clases de ajedrez todos los sábados por la mañana y me preguntó si quería ir y acepté".

La joven ajedrecista empezó a ir a clases todos los sábados: "Viéndolo desde ahora, no enseñaban realmente todo ajedrez, sino que era más pintar dibujos, hacer sopas de letras, crucigramas. Era más para pasar un momento con otros chicos y compartir una bebida, cosas por el estilo", explica. "Al poco tiempo el profesor dijo que yo daba para más y mi mamá, viéndolo en ese contexto, como que no le creyó y me sacó de ahí", dice Candela. Pero ese no fue el fin de su incipiente carrera porque su abuelo, leyendo el diario, se enteró de que había una Escuela Municipal de Ajedrez en Pilar y le dieron una oportunidad

Al poco tiempo de iniciar en la escuela municipal, el nuevo profesor le comentó a Lorena, mamá de Candela, que iba a haber un torneo y si querían ir: "Nosotros aceptamos todo bien, voy a ese torneo y cuando llego le digo 'mamá, no sé jugar con las piezas negras', que es una locura, hay dos colores y no sé jugar uno", recuerda la finalista del Campeonato Mundial Juvenil de Ajedrez de Rumania de este año. "Cuestión que no sé cómo, pero termina el torneo, quedé tercera y para todo eso el torneo no era un torneo cualquiera, era el nacional, que me enteré llegando allá y así es cómo más o menos empecé toda mi carrera".

belen ajedrez mundial pilar 2.jpg
La ajedrecista de Pilar que viajó al Campeonato Mundial Juvenil de Ajedrez de Rumania y quedó entre las 10 mejores.

La ajedrecista de Pilar que viajó al Campeonato Mundial Juvenil de Ajedrez de Rumania y quedó entre las 10 mejores.

Cómo se prepara para cada partida

Antes de jugar, Candela dice: "Cuando sabés cuál es tu oponente lo preparás, buscás sus partidas, sus cuentas en línea, todo su repertorio, todo lo que juega y en base a eso decidís qué vas a jugar previamente a ir, pero no es que son cálculos matemáticos ni nada por el estilo", explica la ajedrecista.

Para el Mundial de Rumania, que se desarrolló los primeros días de septiembre, Candela describe: "Cada ronda la estuve preparando, buscando las partidas de mis oponentes, sus cuentas, qué estilo tenían, en dónde se confundían o si tenían algún error notable y así poder aprovecharlo, así que, para preparar cada partida, estuve cinco o seis horas, aunque parezca una locura", detalla.

WhatsApp Image 2022-09-21 at 18.10.33.jpeg

En el Campeonato Mundial Juvenil de Ajedrez de Rumania, Candela quedó séptima en su categoría. "Ser campeona del mundo es mi gran sueño, este año no se dio, pero aún me quedan muchos años y estuve ahí", expresa. Además, Candela cuenta que le gustaría tener el título de gran maestro en absoluto y tener un Elo, que es el nivel de fuerza teórica de cada ajedrecista, de 2.600.

Al respecto de si le gustaría igualar a algún jugador, Candela dice: "No soy de compararme, cada día quiero superarme a mí misma. Sí me parecería un honor y orgullo jugar con Magnus Carlsen", nombrando al campeón mundial actual desde 2013 y agrega: "Tampoco es que busco hacer competencia con ningún jugador ni ser igual que, sino superarme a mí misma".

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión