Sociedad
CON DILEMA ÉTICO

Ya son cuatro los centros médicos que se preparan para realizar trasplantes de útero en Argentina

Si bien la práctica no está aprobada por el Incucai, ya se han hecho trasplantes en el mundo que permitieron más de 20 nacimientos. En qué consiste y cuáles son las trabas.

En países como Suecia, EE. UU., Brasil o China, el trasplante de útero se implementa desde hace tiempo, lo que ha permitido a muchas mujeres que no tenían el órgano o debían quitárselo por tratamiento oncológico, ser madres después de muchos años.

En Argentina, ya se realizó la primera intervención en Rosario, aunque la práctica aún no tiene la aprobación del Incucai, ya que plantea un dilema ético para la medicina.  Al menos cuatro centros médicos están trabajando para desarrollarlo de esta práctica: el Hospital Italiano, el Privado de Córdoba, el Sanatorio Centro de Rosario y el Instituto de Trasplantes y Alta Complejidad (ITAC).

TE PUEDE INTERESAR

En ese sentido, el trasplante de útero es una técnica quirúrgica en fase experimental para tratar un tipo específico de infertilidad femenina. Sin embargo, desde el Incucai informaron que "existen dos protocolos presentados" para experimentación, uno "en instancia de evaluación" y otro "aprobado". Este último pertenece al jefe de trasplantes del Hospital Privado de Córdoba y es para la "disección de úteros de donantes fallecidos con fines de investigación para desarrollar una técnica de ablación y eventual implante uterino".

En declaraciones a la agencia Télam, la médica ginecóloga y una de las que encabeza el proyecto en nuestro país, María Victoria Boccio, dijo que "nos preparamos con el equipo del pionero sueco Mats Brännström, que es líder a nivel mundial y ha realizado trasplantes en todo el mundo con el 95 % de éxito quirúrgico y el 85 % de take-home baby rates. Ellos harán los primeros procedimientos en Rosario que esperamos sean este año".

Experimentado en humanos desde el año 2000, el trasplante uterino consiste en implantar un órgano de una donante viva o cadavérica a una paciente que no puede quedar embarazada por "factor uterino absoluto", que "representa el 4 % de los casos de infertilidad femenina". Hasta ahora, las mujeres que nacían sin útero, con un órgano defectuoso o lo perdían como parte de un tratamiento oncológico tenían solo dos opciones para ser madres: la adopción o la gestación por sustitución.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión