Martes 13
Noviembre de 2018
EN CALIENTE
#Presupuesto bonaerense
INFOCIELO.COM » Política 05-11-2018

Vidal proyecta un Presupuesto de 930 mil millones de pesos y endeudamiento por 68.500 millones

El gasto proyectado es un 47 por ciento superior al calculado para todo 2018 e incluye un pedido de autorización a la Legislatura para colocar 68.500 en los mercados, además de 8.500 millones en organismos multilaterales, destinados a obras y proyectos específicos.

Finalmente, y con un retraso de casi 2 meses, obligado por la falta de definiciones desde la Nación, el Gobierno bonaerense presentó hoy su proyecto de Presupuesto de Gastos para 2019, que totaliza 929 mil millones y viene acompañado –como cada año- por un pedido de autorización a la Legislatura para endeudarse por unos 65.800 millones en los mercados y 8.500 en organismos multilaterales.

El proyecto de ley, al que accedió INFOCIELO, contempla un incremento del gasto un 47 por ciento superior a los 629 mil calculados para transitar el actual ejercicio. El pedido de autorización para contraer deuda va de la mano con el que se solicita año a año, aunque la situación del país en el mundo financiero internacional siembra dudas respecto de la posibilidad de colocar deuda en los mercados.

En el Gobierno celebran que terminarán 2018 con superávit y proyectan extenderlo a 2019 –sería el tercer período consecutivo-. El cálculo para el próximo ejercicio arroja un dñeficit de cuenta corriente de 12 mil millones de pesos, aunque, sin las transferencias desde Nación, la cifra sería deficitaria en unos 40 mil millones de pesos.

Respecto del endeudamiento, una de las principales preocupaciones de la oposición, desde Calle 6 aseguran que “no hay deuda neta nueva” y que en la actualidad, la deuda implica cerca del 1.6 por ciento del Producto Bruto Geográfico y se prevé seguir reduciendo el ritmo. Claro que para eso será fundamental la evolución de la cotización del peso, ya que buena parte de los compromisos contraídos están en moneda extranjera. Para el caso, el proyecto contempla que el dólar mantenga una cotización promedio de 42 pesos a lo largo de todo el año.

En la faz recaudatoria, el Gobierno prevé bajar algunas alícuotas de Ingresos Brutos para fomentar la producción y el comercio. Se calcula un “sacrificio fiscal” de 10 millones de pesos que se compensarán parcialmente con un incremento de 38 por ciento de tributos patrimoniales, como el Inmobiliario Urbano y el Rural.

Las bajas de Ingresos Brutos serán para los rubros Agro 1,5 a 0,75; Construcción 3 a 2,5; Servicios profesionales 5 a 4,5; Trasporte 3 a 2; Servicios públicos 4 a 3,75; comunicaciones 5 a 4; Alquileres 6 a 5. En tanto que el Juego, en su modalidad On Line, empezará a pagar el tributo con una alícuota de 15 por ciento, al igual que en su modalidad tradicional. También se gravarán los premios de las máquinas tragamonedas, con 2 por ciento del total. Se proyecta recaudar por esta vía unos 6 mil millones.