Jueves 20
Septiembre de 2018
EN CALIENTE
#Astillero Rio Santiago #TARIFAZOS #conflicto docente
INFOCIELO.COM » Judiciales y Policiales 12-03-2018

Hallaron dos cuerpos calcinados en un auto: el sospechoso se atrincheró y el Grupo Halcón lo mató

Los cuerpos fueron hallados en la madrugada de hoy en Villa Fiorito. El sospechoso de los crímenes se atrincheró dos horas en su casa y murió durante un tiroteo.

El hallazgo de los dos cadáveres calcinados en el interior de un auto se produjo esta madrugada, en el cruce de las calles Chubut y Magallanes, de Villa Fiorito, en el sur del conurbano bonaerense.

Después de que la familia de una de las víctimas apuntara a Carlos Esteban González, un ex convicto que habría sido el autor del doble crimen, el hombre se atrincheró en su casa y mantuvo una negociación de más de dos horas con el Grupo Halcón.

Al ingresar a la propiedad, el grupo de elite de la Policía bonaerense fue recibido a los tiros, que hasta impactaron en un perro de la fuerza, que se salvó por el chaleco antibalas. El sospechoso recibió un disparo y murió mientras era trasladado al Hospital.

González había sido condenado a 4 años de prisión por robo agravado y tenía otras dos causas penales. El 28 de octubre de 2010 el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 5 de Lomas de Zamora lo había condenado en una causa por “robo agravado por el uso de arma de fuego, en poblado y en banda” iniciada en febrero de 2007 en la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 14. 

En agosto de 2014, tras cumplir esa sentencia, González quedó imputado en otra causa por “robo” investigada por la UFI 8 de Lomas de Zamora y que no había tenido resolución.

Mientras que en julio de 2017, al ex convicto se le inició otra causa penal en la UFI 14 lomense por “tenencia ilegal de arma de fuego y encubrimiento”.

González tenía problemas de adicción ya que durante las más de cinco horas que duró la negociación entre él y el Grupo Halcón para que desistiese de su atrincheramiento le envió vía Whatsapp videos a un amigo en los que se lo podía ver drogándose.

En las imágenes, también se lo podía ver con tres armas de fuego con las que efectuó ocho disparos antes de ser alcanzado en la cabeza por uno de los cinco tiros efectuados por los policías que irrumpieron en su casa para detenerlo.