Domingo 19
Agosto de 2018
EN CALIENTE
#dólar #conflicto docente
INFOCIELO.COM » Agro 07-02-2018

La soja, cada vez más golpeada por la falta de lluvias en las principales zonas productivas

De acuerdo al ministerio de Agroindustria, la próxima cosecha de la oleaginosa se ubicaría en 51 millones de toneladas, por debajo de las expectativas iniciales

En medio de una falta de lluvias que preocupa a los productores agropecuarios, el clima ya juega su partido en la campaña de granos 2017/2018. A medida que avanzan los días se conocen las estimaciones públicas y privadas, y los números proyectan preocupación.

Uno de los cultivos más afectados por esta situación es la soja, que tradicionalmente representa el 50% del total de granos cosechados en el país. De acuerdo a la última estimación del ministerio de Agroindustria nacional, finalizó la siembra y el área implantada para este cultivo se ubica sobre las 16,7 millones de hectáreas.

Al inicio de la siembra de la oleaginosa, en el comienzo del último trimestre de 2017, las primeras estimaciones ubicaban al área sembrada sobre las 18 millones de hectáreas, con una producción que se ubicaba sobre los 58 millones de toneladas.

Esos números, más allá de alguna leve oscilación, son los que se manejaban a nivel nacional durante las últimas campañas. Pero el comienzo de este caluroso 2018 tiene a los productores agropecuarios en vilo, y ven como la cosecha podría disminuir de manera significativa. Y no es un rumor infundado, porque en el caso de la cartera agropecuaria nacional, calculan que la cosecha podría ubicarse sobre las 51 millones de toneladas.

En este escenario, las pizarras locales tomaron nota de esta situación, y la oleaginosa cotiza por encima de los 5.000 pesos por tonelada, mientras que en Chicago roza los 370 dólares. Pero es lisa y llanamente una cuestión de oferta y demanda y el escenario en el corto plazo es muy concreto: si en los próximos días no llueve, esta cifras pueden empeorar. De acuerdo a la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, la “ausencia de precipitaciones y elevadas temperaturas comprometen el potencial de rendimiento en importantes sectores de la región agrícola nacional”.

Otro dato preocupante es el estado actual de los cultivos, castigados por la seca. De acuerdo a la entidad porteña, se puede visualizar que un 34,6% de los lotes la condición transita entre un estado regular y malo y un 53% con un estado hídrico de regular a sequía. En una sintonía similar, la Bolsa de Comercio de Rosario advierte sobre las chances concretas de una caída en los rindes, que podría ubicarse sobre los 500 kg/ha en relación al año pasado.

Solo las lluvias podrán corregir un panorama delicado, en donde conviven lotes con baja altura de plantas, crecimiento detenido y una condición regular del cultivo que se extiende a través de la zona núcleo, el corazón sojero argentino. Este cultivo, clave en el ingreso de divisas para Argentina, corre una carrera contrarreloj: “la falta de agua pone en jaque el 65% de la soja en la región”, auguran desde la bolsa rosarina.