MIRALO EN VIVO ESCUCHALA EN VIVO
Domingo 17
Diciembre de 2017
EN CALIENTE
#Las reformas de Macri #ajuste #Submarino #Tarifazos
INFOCIELO.COM » Tendencias 30-11-2017

Compañero fiel: enterate por qué hoy es el Día del Mate y conocé las claves del buen cebador

Dulce o amargo, suave o fuerte, es la bebida tradicional que acompaña a las familias argentinas en más del 90 por ciento de los hogares. Descubrí por qué se celebra su día, qué beneficios tiene y cómo cebar el mate perfecto.

El Día Nacional del Mate fue instituido en Argentina en conmemoración del nacimiento del comandante guaraní Andresito Guazaurarí, quien fomentó la producción y comercialización de yerba al gobernar la Provincia Grande de las Misiones entre 1815 y 1819 . 

Querido por la mayoría de los argentinos, la infusión se convirtió en un ícono de la cultura nacional y está presente en más del 90 por ciento de los hogares, según un estudio del Instituto Nacional de la Yerba Mate. Argentina es el principal productor mundial y sus cultivos se encuentran en Misiones y el nordeste de Corrientes.

 

Desde el mismo organismo, que nació con la sanción de la ley 25.564 en 2002, difundieron una serie de claves para preparar el mate perfecto:

Tomarse el tiempo: preparar y tomar mate es una ceremonia, y como tal merece dedicarle tiempo y espacio. El resultado, si empezamos así, siempre será satisfactorio.

Elegir la yerba: en la actualidad el mercado ofrece diversidad de marcas y blends de yerba mate, desde sabores suaves hasta los más intensos, con o sin hierbas medicinales, endulzadas o no. Hay para todos y para todas las ocasiones.

Temperatura del agua: empezar siempre con agua tibia; lo ideal es empezar a cebar el mate a medida que se calienta el agua. Si utilizamos una pava tradicional, es bueno ir aumentando gradualmente la temperatura y tomando los primeros mates para ir testeando el sabor y temperatura óptima: 75ºC. Esto es para asegurarnos que la “no se queme la yerba”.

Evitar mojar toda la yerba: comenzamos a cebar los mates vertiendo el agua lo más cerca posible de la bombilla para evitar mojar toda la yerba. De esta manera, “el mate rinde más” porque cada vez que volquemos agua al recipiente, la yerba que está seca irá alimentando, liberando, gradualmente, el sabor.

El que invita, toma los primeros: el que prepara el mate, es quien toma los primeros mates, que son los más amargos y sirven para testear la temperatura justa y sabor. De esta manera sabremos (al tercer o cuarto mate) cuándo está bien la temperatura y el sabor, y será el momento de pasarlo al invitado.

Mezclar bien la yerba: después de colocar la yerba en el recipiente, cubrir la boca del mate con la mano y sacudirlo enérgicamente para mezclar bien los componentes (palo, polvo y hojas) y darle equilibrio al sabor.

Evitar mover la bombilla: se recomienda mover lo menos posible la bombilla una vez que se inicie el mate. ¿Las razones? Porque se puede tapar y también, al mover la bombilla la yerba seca que alimenta los mates, se moja mas rápido y el mate “rendirá” menos.

Cebar continuamente: para mantener el sabor y asegurar un buen mate, hay cebar constantemente, o sea, darle continuidad a la ronda evitando que se enfríe el mate.

 

Según el instituto, existe un tipo de yerba mate para cada gusto. Por eso, elaboró un listado para identificar qué tipo debemos elegir:

Mates más suaves: si queremos disfrutar de un mate suave, la yerba mate tradicional (con palo) es una buena opción. En promedio, las marcas del mercado tienen un 70 % hojas secas y trituradas y un 30% de palo. 

Mates más intensos: para los que gustan de un mate más fuerte, duradero y de sabor intenso, la opción es utilizar la yerba mate sin palo. 

Yerba mate compuesta: contiene hierbas como el boldo, tilo, manzanilla, poleo (entre otras). A las propiedades antioxidantes y energizantes de la yerba mate, se suman las propiedades de las hierbas naturales. Algunas pueden tomarse después de una comida, ya que muchas de estas hierbas son digestivas.

Yerba mate saborizada: para los que prefieren ir cambiando los sabores y no gustan de los mates amargos e intensos, pueden encontrar en las góndolas una amplia variedad de yerbas elaboradas con esencias naturales y sabores que van de los cítricos (pomelo, limón, naranja) a los exóticos como frutos del bosque y tropicales.

Yerba mate para tereré: para su elaboración, se utiliza yerba mate con una molienda más gruesa. Tiene menor contenido de polvo, esto evita que se obstruya la bombilla. 

Yerba mate Barbacuá: es la yerba mate sometida a un proceso de secanza utilizado por los nativos guaraníes. Barbacuá significa “tostado”en guaraní. Consiste en proceso lento y artesanal, en el que las hojas son expuestas al calor del fuego de leña durante todo un día. Este proceso le dá a la yerba mate un ligero sabor ahumado o tostado propio de las maderas utilizadas durante el secado de las hojas.

Yerba mate orgánica: para su elaboración se tiene en cuenta el cuidado del medio ambiente. Desde la siembra hasta la cosecha, se evita la utilización de agroquímicos. Existen distintos organismos nacionales e internacionales que certifican tanto el proceso de elaboración como la utilización de materiales reciclables en envases y empaques.

 

Todos conocemos el mate, pero no sus propiedades. La buena noticia es que, además de ser placentero, tomar mate hace bien: 

Potente antioxidante: las infusiones de yerba mate poseen un gran poder antioxidante debido a su alta concentración de polifenoles. Los polifenoles mejoran las defensas naturales del organismo y lo protegen del daño celular.

Fuente de Vitaminas: la yerba mate contiene vitaminas del grupo B. El cuerpo necesita 13 vitaminas, 8 de ellas pertenecen al grupo B, que son esenciales para las funciones corporales como la producción de energía y de células rojas de la sangre.

Fuente de Minerales: la yerba mate contiene potasio, un mineral esencial  y necesario para el correcto funcionamiento del corazón, y magnesio, que ayuda al cuerpo a incorporar proteínas.

Efecto energizante: contiene xantinas (cafeína, teobromina, teofilina), son compuestos que estimulan el sistema nervioso central y promueven la actividad mental, y aumentan  los niveles de  energía y la concentración.

Ayuda a disminuir el colesterol malo: los resultados de un estudio científico realizado por equipo de investigadores de la Universidad Juan Agustín Maza, de Mendoza, confirman que el consumo de la yerba mate ayuda a reducir el colesterol malo (LDL) y los triglicéridos.

SUMARIO