jueves 27 de junio de 2019

Tristeza y preocupación en Racing

Centurión: “Tengo ganas de salir a tomar algo todos los días”

COMPARTIR ESTA NOTICIA

05 de abril de 2019 · 16:50 hs.

El delantero de Racing fue entrevistado en televisión y tuvo una sincera charla donde impactó a todos con sus declaraciones. “Si mis amigos no me quieren acompañar, les digo que yo me voy solo”. La charla fue casi mano a mano con Ruggeri, que con tono paternal intentó llegarle al delantero que expuso un costado que generó las más diversas sensaciones.

Ricardo Centurión vive en su propio laberinto. Uno que se ha formado entre su talento innato y sus dones de futbolista de élite y la furia y el dolor de una infancia donde las pérdidas, las armas y las drogas formaron parte -según su propio relato- de un entorno plagado de carencias.

Pese a haber dado detalles sobre su difícil historia, Centurión no puede escaparle a las denuncias de violencia de género realizadas entre 2016 y 2017 por su ex pareja Melisa Tozzi. La mujer se presentó en dos ocasiones ante la Justicia a denunciar a su ex pareja por haberla tomado del cuello y por haberla golpeado. Esta situación, según la defensa de Tozzi, fue reconocida por el propio Centurión.

Sin embargo, el crudo relato del delantero ayuda a hilvanar una historia muy difícil de cargar sobre la espalda de un profesional del que se espera muchísimo y sobre el que recaen enormes expectativas.

Centurión creció en la Villa Luján de Avellaneda. "Lo normal para mí era ver armas y drogas. Era lo que me pasaba por al lado“, confesó en una de sus primeras apariciones en televisión, por fuera de un programa deportivo, en el que también afirmó: "Me gustan las armas. Si me hubiese criado en un yate, me gustarían los yates".

Ante ese tipo de respuestas, Oscar Ruggeri dejó de lado su rol de panelista para intentar acercarse desde un costado más personal a un Centurión que se justificó, diciendo: “Cuando me contrataron, contrataron un combo”.

El campeón del mundo por un momento pareció tratar de ocupar un lugar que, en la vida del delantero, está vacante. El padre de Centurión murió cuando el futbolista tenía apenas 5 años: “No se sabe cómo fue, pero a mi viejo lo perdí cuando explotó la fábrica. Eran siete chicos que trabajaban ahí y fallecieron todosA mi papá lo perdí de muy chico. Laburaba en una fábrica ilegal de pirotecnia".

Esa tragedia no iba a ser la única que atravesaría al futbolista que supo ser campeón con Boca y que ahora logró su segundo título con Racing, aunque fue apartado en el tramo final por empujar al técnico en pleno partido.

El delantero, que aparentemente continuará su carrera en el exterior, contó cómo fue ver morir a su mejor amigo en sus propios brazos, cuando ambos tenían 18 años. Su amigo había salido a bailar, pero 'Ricky' prefirió quedarse en su casa y no volvió a encontrarse con Gastón hasta sus últimos minutos de vida, cuando éste fue asesinado durante un enfrentamiento en su regreso a la villa.

"El otro chico va, busca en la casa un cuchillo y cuando vuelve le da una puñalada a Gastón. Eran las 9 de la mañana, hacía un calor bárbaro y él estaba sin remera. Cuando recibe el cuchillazo como si fuera una piña, se ve que en el movimiento se lo corre para el costado y le corta la arteria. Yo dormía", contó años atrás a Página 12.

En aquella oportunidad describió la terrible escena: "Yo vivía en la parte de arriba de la casa, me desperté sin entender nada y justo tenía una escalera hasta la calle. Cuando bajo, lo veo venir tambaleándose y él se cae en el asfalto. Se asustó, se quedó pálido. Esto fue muy rápido, de la noche a la mañana, cuando lo encontré casi sin vida, en los brazos míos, mirándome".

El asesino de su amigo tenía 16 años y fue entregado a la policía por su madre. Con la familia Centurión quedó el pequeño hijo de Gastón. Llegado el tiempo de la Primera división, un representante le alquiló un departamento y de esa forma pudo sacar a los suyos de un ambiente hostil.

En 2012, Centurión contaba: "Llevé a mis amigos al departamento. Así que era prácticamente lo mismo. Mi mamá trataba de separarme de las amistades, pero sin la voluntad de uno mismo es muy difícil. Cuando debuté en Primera, que me agarró todo junto, también agarré marihuana. Hoy en día te puede caer un antidoping sorpresa y si salta, es una mancha que no te sacás más”.

Este Centurión que se confesó hoy generó un impacto difícil de digerir no sólo en el mundo Racing, sino en el fútbol argentino en general. Entre la sorpresa y la tristeza, entre la conmoción y el estupor,  hoy navegan quienes escucharon en las declaraciones de Centurión algo más que un sinceramiento, algo más profundo y preocupante, muy difícil de digerir.

¿Te gustó la nota?

Copyright 2019 © Grupo Cielo · Todos los derechos reservados.

Registro DNDA RL-2018-48322098-APN-DNDA#MJ
Nº de edición: 6118
Director responsable: Guillermo Raúl Montes

Cielo Platense SRL
Av 532 n 689 La Plata, Buenos Aires, Argentina.

diseño web la plata