Municipios
Bahía Blanca

Desagües chicos, inundación y pérdida millonaria: una insólita historia bahiense

En la semipeatonal de Villa Mitre, Bahía Blanca, los desagües quedaron muy chicos. Inundación asegurada y pérdida millonaria: quiénes son los culpables.

Duras críticas recibió la administración del exintendente Héctor Gay (del PRO) tras la inundación de la nueva semipeatonal del barrio Villa Mitre, en la ciudad de Bahía Blanca.

La lluvia de este martes mostró las graves falencias en la obra que se ejecutó durante casi todo el 2023 y que tenía como propósito revalorizar el centro de uno de los barrios más populares de la ciudad.

TE PUEDE INTERESAR

El actual Secretario de Obras Públicas, Gustavo Trankels, gestión Susbielles, confirmó que deberán romper veredas y pavimento para poder ampliar las bocas de desagüe del sector y mejorar el escurrimiento.

En ese sentido, consideró que la falla no se produjo durante los trabajos sino en la formulación del proyecto, y que se le dio prioridad a lo estético por encima de la ingeniería.

peatonal 3.jpeg
La obra de la peatonal bahiense que se hizo con desagües muy angostos

La obra de la peatonal bahiense que se hizo con desagües muy angostos

Desagües chicos, inundación asegurada

El funcionario municipal dijo al respecto que la responsabilidad fue del equipo técnico del área de la gestión anterior que no controló adecuadamente la propuesta de la empresa que ganó la licitación.

“Los caños no tienen las dimensiones adecuadas y ante una lluvia así el agua se estanca en las dársenas de estacionamiento”, explicó Trankels.

Según calculó el funcionario, para llevar a cabo las modificaciones deberán destinar alrededor de 22 millones de pesos.

Esta obra, aún no finalizada, acumula varios contratiempos desde su comienzo, en enero del año pasado.

peatonal 2.jpg

Cómo se descubrió el error de cálculo

Inicialmente se detectó un derrame de hidrocarburos que la paralizó durante algunas semanas y requirió no sólo la intervención del municipio sino también de la Provincia.

Luego, un grupo de vecinos se quejó ante la inminente colocación de baldosas negras y amarillas, que coinciden con los colores de Olimpo, archirrival de Villa Mitre, cuya sede está precisamente en el lugar.

También, con las veredas casi listas, se produjo una polémica por la decisión de Absa de romper distintos tramos para el recambio de cañerías, que según la empresa, estaba pautado de antemano.

Y por último, que con la peatonalización, las icónicas 5 esquinas se transformaron en 4.

TE PUEDE INTERESAR