Política y Economía
"HAY QUE SER CUIDADOSOS"

Matías Kulfas objetó la reducción de la jornada laboral

En una entrevista radial, el ministro de Producción Matías Kulfas criticó los proyectos de ley para reducir la jornada laboral en Argentina.

El ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, le puso paños fríos al debate en torno a la reducción de la jornada laboral en Argentina, llevado adelante por legisladores de su mismo espacio político, y dijo que "hay que ser cuidadosos" con el momento del país para plantear esta discusión.

“En términos conceptuales, bienvenido sea trabajar menos y tener una vida más plácida", afirmó sobre las propuestas que llevaron al Congreso los diputados del Frente de Todos Hugo Yasky, titular de la CTA, y Claudia Ormaechea, de La Bancaria.

TE PUEDE INTERESAR

Sin embargo, para el ministro no es el momento propicio para dar esos debates, en tanto que expresó que "este es un contexto muy difícil de Argentina. Bajar la jornada laboral de 8 a 6 horas equivale a aumentar el salario horario más o menos un 33 por ciento y hay Pymes que no están en condiciones de afrontar esos costos".

Durante una entrevista en la radio AM750, Matías Kulfas indicó que “si uno quiere resolver esto en cinco minutos, lo más probable es que se generen más problemas de los que se quieren resolver”. Y agregó: “En muchos de los países donde se ha implementado, lo que había era una reducción de la jornada laboral junto con una reducción proporcional del salario”, lo cual consideró "impensable" en Argentina, debido a los bajos salarios heredados del gobierno precedente.

“Sobre todo entre 2018 y 2019 hubo una reducción tremenda del salario, con lo cual, esto que algunos plantean como posible, es impensable”, manifestó.

“Seguramente muchas empresas pueden absorber ese costo, pero seguramente muchas pymes no”, dijo Kulfas, y remarcó que en un “escenario inflacionario” existe riesgo de que si se “hace de golpe, se traslade ese mayor costo laboral a los precios”.

Por último, respecto de la inflación, el ministro de Desarrollo Productivo afirmó que "es un problema de larga data en Argentina" y que "las recetas mágicas no existen". "Macri decía que era el problema mas fácil de resolver y fruto de esa banalidad terminó entregando el país con el doble de inflación de la que había recibido", señaló. A la vez que auguró un camino de inflación a la baja, y consideró además que "el precio de la carne dejó de subir, se estabilizó en junio y julio y en agosto registramos leves bajas".

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión