Judiciales y Policiales Municipios
POR PEDIR UN TRAGO

Salvaje ataque a un menor: lo golpearon con un caño y lo atropellaron con una camioneta

Un menor pelea por su vida en San Miguel. Pidió un trago a vecinos al salir de una fiesta. Lo golpearon con un caño y lo atropellaron con una camioneta

Un menor de 17 años pelea por su vida luego de ser golpeado con un caño y ser atropellado varias veces con una camioneta en la localidad bonaerense de San Miguel tras una discusión a la salida de una fiesta y luego de pedir un trago a dos vecinos.

El hecho trascendió en las últimas horas, pero ocurrió el sábado 4 de mayo a la madrugada en Balcarce y Callao en la localidad mencionada.

TE PUEDE INTERESAR

El menor sufrió gravísimas heridas y fue derivado al Hospital Larcade, donde quedó internado y fue alojado en la sala de terapia intensiva.

Un amigo del adolescente contó que todo sucedió cuando salieron de una fiesta y la víctima se encontró con dos vecinos a los que les pidió un trago.

El testigo indicó que tras el pedido del trago comenzó una discusión y una pelea a golpes de puño.

Siempre de acuerdo al relato del amigo del menor, uno de los vecinos sacó un caño metálico y atacó al adolescente y lo hizo caer al piso.

La secuencia brutal continuó cuando otro de los vecinos en una camioneta atropelló varias veces al pibe herido, lo que provocó serias lesiones.

El pedido de justicia del padre

El padre del damnificado en el salvaje episodio se quejó porque en principio no le aceptaron la denuncia en la comisaría de jurisdicción ni en la fiscalía.

El hombre pide justicia por el hecho. Los dos vecinos que protagonizaron el ataque serían hermanos y están identificados, pero aún no fueron detenidos.

En tanto, el hombre comentó que su hijo tiene el cerebro muy inflamado por lo que le tienen que drenar líquido.

"Quiero que se haga justicia y que paguen quienes tengan que pagar, la madre está sufriendo", comentó el hombre, quien también indicó que su hijo se ganaba la vida con "changas" en la construcción.

TE PUEDE INTERESAR