Judiciales y Policiales La Plata
AL MENOS 4 VÍCTIMAS

Robo de identidad y estafas en La Plata vía redes sociales

Una joven fue demorada acusada de cometer estafas tras robar el perfil de Facebook de un hombre de 32 años. Los detalles de la investigación

Luego de estafas cometidas tras robar la identidad de un perfil de Facebook, hechos que sucedieron en enero pasado en La Plata, y tras una investigación policial fue identificada la protagonista de los ilícitos y hubo dos allanamientos, informaron fuentes judiciales.

Las víctimas fueron al menos cuatro personas que ante el mensaje por la red social mencionada en el que el amigo en común, un hombre de 32 años, pedía dinero, ellos transfirieron la suma de 80.000 pesos, en su buena fe.

TE PUEDE INTERESAR

Poco después de enviar el dinero, los que transfirieron se anoticiaron que el perfil de Facebook había sido usurpado tras el robo de información confidencial, y entonces radicaron la denuncia.

En el caso tomó intervención la UFI N° 6 y el Juzgado de Garantías N° 4 del departamento judicial de La Plata, y con la colaboración del Gabinete de Delitos Informáticos de la DDI local se avanzó en la pesquisa.

El análisis informático y los informes de empresas de internet y bancos fueron clave en la investigación y así se pudo identificar a la presunta estafadora.

La justicia ordenó entonces dos allanamientos en el barrio Tolosa en la capital provincial y esos registros se efectuaron en las últimas horas.

El procedimiento policial tuvo lugar en dos domicilios en 518 entre 121 y 122 y a dos cuadras, en 516 entre 121 y 122.

Los detectives incautaron dos celulares y aprehendieron a la sospechosa en el primer allanamiento, y dos celulares y dos notebooks.

La joven demorada, identificada oficialmente como Marianela Brulos, de 23 años, quien fue derivada a sede judicial, notificada por el delito de estafas reiteradas y fue excarcelada.

Los materiales informáticos serán sometidos a los peritajes de rigor y de acuerdo a las resultancias se definirá el procesamiento de Brulos.

Esta modalidad de usurpar redes sociales y pedir dinero a sus contactos es un hecho delictivo común y se aconseja chequear en un llamado telefónico si es verdad que necesita una transferencia el allegado.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión