Política y Economía
Controversia

Flybondi y Jetsmart admiten que podrían volar desde Ezeiza

La incertidumbre en torno al futuro del aeropuerto El Palomar hace que las únicas dos low cost que operan allí evalúen los pasos a seguir.

Mientras se espera el fallo de la Justicia Federal respecto del pedido de clausura para vuelos comerciales de la Base Militar de El Palomar al haberse superado los límites de ruido máximos admitidos por la OMS, las low cost Flybondi y JetSmart se refirieron al futuro de la terminal área del oeste del conurbano bonaerense. Ambas firmas admitieron que podrían volar desde el aeropuerto de Ezeiza.

En las últimas semanas y a la par de las definiciones del Gobierno nacional que mostró su postura a favor de consolidar los vuelos comerciales del AMBA en Aeroparque y Ezeiza, las dos compañías ensayaron un giro en su discurso y ahora evalúan que no tendrían mayores inconvenientes en volar desde otro aeropuerto.

TE PUEDE INTERESAR

En los próximos días la jueza Martina Forns debe resolver la denuncia vecinal radicada el 17 de diciembre, que había quedado en suspenso a raíz de la feria judicial por la pandemia de coronavirus. Sin embargo, de las declaraciones de los directivos de ambas empresas se deduce que abren la puerta a una mudanza.

“Flybondi está organizada de una manera que es extremadamente flexible, por lo que para operar en Ezeiza no tendríamos problemas”, se sinceró Eduardo Gaspari, director de Operaciones de Flybondi, en una entrevista reciente realizada por el sitio Aviacionline tras ser consultado sobre la posibilidad de trasladar las operaciones de El Palomar a Ezeiza.

Con una sonrisa, el ejecutivo lanzó: “Aunque esto va en contra de lo que debo decir”. De esta manera, dejó entrever que, aunque públicamente la aerolínea se pronuncia a favor de seguir en El Palomar como aeropuerto comercial, hacia la interna barajan otras posibilidades.

Entonces, Gaspari indicó que “no sería una gran complicación, obviamente habría que hacer modificaciones, pero no sería una gran complicación”.

“Ezeiza es un aeropuerto muy lindo y fantástico desde todo punto de vista”, concluyó el directivo de Flybondi.

 

 

 

Por su parte, el CEO de Jetsmart Estuardo Ortiz, en una conferencia de prensa a fines de julio, expresó que “confiamos en la Argentina, pero necesitamos saber dónde vamos a operar. Si se ratifica que será desde Ezeiza, tenemos muy poco tiempo para adaptar la operación”. Las declaraciones fueron en alusión al regreso de los vuelos que estaba proyectado para el 1 de septiembre, algo que finalmente no sucederá, reconociendo que pueden volar en Ezeiza pero necesitan poder organizarse.

“Lo que necesitamos es previsibilidad, porque para una aerolínea es fundamental saber con qué infraestructura aeroportuaria se cuenta, saber desde dónde podremos operar, por lo que esperamos las decisiones que en ese sentido tomen las autoridades para poder organizarnos”, agregó.

En tanto, esta semana el gerente general de Jetsmart Gonzalo Pérez Corral en una videoconferencia con medios de comunicación sostuvo que “de tener que trasladarnos a Ezeiza necesitamos saber con qué costos y en cuanto tiempo debemos hacer el cambio”.

 

Jetsmart operando desde el aeropuerto de Ezeiza

 

Desde ambas aerolíneas hicieron hincapié en la necesidad de tener en Ezeiza tasas aeroportuarias similares a las de El Palomar, algo que ya está contemplado por la propia concesionaria Aeropuertos Argentina 2000 quien ya se comprometió en dicho sentido al iniciar el trámite respectivo ante el ORSNA para el traslado de los vuelos de las dos aerolíneas para que pasen a operar desde Ezeiza.

Asimismo, las empresas destacaron la propuesta del ministro de Transporte de la Nación Mario Meoni de trabajar en iniciativas para reforzar el sistema de transporte público entre Ezeiza y el centro porteño como la de establecer un sistema de buses económicos para facilitar el traslado de los pasajeros entre ambos puntos: “Eso mejoraría mucho las posibilidades de que vayamos a Ezeiza”, reconoció Pérez Corral.

Tanto Flybondi como Jetsmart ya operan en el Aeropuerto de Ezeiza, a donde son desviados cada vez que tienen dificultades para aterrizar en la pista militar del oeste del conurbano, ya sea por lluvia, neblina o fallas en los aviones.

En el caso de Jetsmart, ya tenían planeado volar desde Ezeiza, como quedó reflejado en declaraciones de la aerolínea a Télam el pasado 7 de enero de 2019, al momento de conseguir autorización para volar, afirmando: “Lo más importante es que JetSmart queda habilitado para operar en el Aeroparque Jorge Newbery y en Ezeiza”.

Ya a principios de 2018, Julián Cook, primer Ceo y fundador de Flybondi, había admitido que no es necesario usar la Base Militar de El Palomar como aeropuerto comercial: “Si no es en El Palomar, podemos operar en cualquier de los otros dos aeropuertos de Buenos Aires. No es un problema”, afirmó en declaraciones al canal LN+.

 

Flybondi operando desde el aeropuerto de Ezeiza.

 

Desde el Gobierno nacional tomaron posición al respecto. En declaraciones recientes. el ministro Meoni manifestó: “Nosotros tenemos muchas objeciones respecto del funcionamiento del aeropuerto El Palomar”.

Meoni ya expresó en varias ocasiones que “no es razonable que haya tres aeropuertos en el área metropolitana, por lo que el AMBA “debe quedarse con dos aeropuertos”, razón por la cual el Gobierno mantuvo los planes de inversiones en Aeroparque y en Ezeiza.

“Para justificar el funcionamiento de tres aeropuertos, Buenos Aires debería registrar por lo menos el doble del actual volumen de viajeros, entre 27 y 28 millones de pasajeros por año, por lo cual el costo de sostener El Palomar no se justifica”, aseguró.

En junio, desde el Ministerio de Transporte ya se habían pronunciado a favor de establecer un sector low cost en el Aeropuerto de Ezeiza, con costos similares a los de El Palomar, para que Flybondi y Jetsmart operen desde allí, en línea con lo solicitado por el concesionario Aeropuertos Argentina 2000 quien inició en abril de este año el procedimiento administrativo en dicho sentido.

Las declaraciones de Meoni y los planes de AA2000 recibieron un contundente respaldo y apoyo de los vecinos de Hurlingham, Tres de Febrero, Morón, San Martín y La Matanza que vienen reclamando hace más de dos años el cese de vuelos comerciales desde la Base Militar de El Palomar.

 

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión