Judiciales y Policiales Municipios
Elecciones 2019

El paso de Vidal por Ezeiza generó dudas sobre el futuro político de los Granados

La Gobernadora recorrió el hospital local con Gastón, el hijo del intendente peronista. En un sector de la oposición aseguran que hay un acuerdo. En Todos, hay un candidato que “no se baja”.

Una visita de María Eugenia Vidal sirvió para generar un revuelo político de proporciones en Ezeiza, donde ahora se tejen varias hipótesis. La causa: la Gobernadora mantuvo un encuentro con Gastón Granados, hijo y jefe de Gabinete del intendente peronista Alejandro Granados.

Los Granados vienen manteniendo un fuerte hermetismo sobre su futuro sin participar del proceso de unidad del justicialismo que decantó en el Frente de Todos.

TE PUEDE INTERESAR

Fuentes sindicales comentaron a INFOCIELO que Vidal mantuvo una reunión privada con Gastón Granados por varios minutos. Esa charla disparó todo tipo de suspicacias. La mandataria recorrió luego las obras de refacción en el hospital local.

Además del Ministro de Salud, Andrés Scarsi, en la comitiva estuvo Alex Campbell, Subsecretario de Asuntos Municipales pero hombre clave en el armado territorial del oficialismo.

Según pudo reconstruir este portal, los Granados evalúan ahora ir con una boleta corta bajo el sello vecinalista “Primero Ezeiza”. Desde el kirchnerismo local aseguran que el diálogo del “Sheriff” con el resto de los sectores “está dinamitado”.

Hay una tercera opción que desde un sector de la oposición daban como cierta: que Gastón Granados vaya directamente como candidato de Cambiemos. Hay que tener en cuenta que en el macrismo ya hay un dirigente que viene dando pelea hace cuatro años: el concejal Rubén Barabani.

En el entorno de Barabani no había “ningún indicio” de un cambio de estrategia del macrismo. Es más, este veterinario ya tiene el aval para puntear los nombres que lo acompañarán en la boleta. En lo mismo coincidía una fuente del vidalismo. Ahora hay que esperar si habrá más de un Granados en las boletas. 

Durante estos últimos cuatro años, Granados se despegó de Cristina Kirchner y mantuvo una buena relación institucional con Vidal y con Mauricio Macri. Eso no le impidió competir en 2017 con la escudería de Unidad Ciudadana.

Entonces, la boleta de CFK llegó a los 43 puntos, casi lo mismo que obtuvo el tramo local, en un distrito con 130 mil votantes. Hoy, las encuestas marcan una fuerte caída de Macri y una interesante predilección por la senadora nacional.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión