jueves 22 de octubre de 2020

Héctor Enrique en CIELOSPORTS

“Cuando vi que Maradona controla la pelota, gira y se afirma, sabía que iba a terminar bien”

A los 55 minutos del encuentro que Argentina le ganaba a Inglaterra 1 a 0, por los cuartos de final de la Copa del Mundo de México 1986, José Luís Cuciuffo se hizo de la pelota en medio de un ataque adversario. Luego del control, el defensor le cedió la pelota a Héctor Enrique, quien con un rodeo se sacó la marca de encima, y al espacio, se la entregó a Diego Armando Maradona.

En el pie izquierdo del “10” empezó una carrera, con gambeta y explosión que culminó en el mejor gol de la historia de los mundiales, luego de dejar en el camino a cinco rivales, entre ellos el arquero.

Detrás de Diego llegaban varios compañeros que desde distintos ángulos observaron maravillados ese golazo. A 34 años de aquella maravillosa conquista, Héctor Enrique habló en CIELOSPORTS, en LA CIELO, y destacó cómo vivió ese momento en el campo de juego.

“Se la doy a Maradona porque soy inteligente, giro y se la doy. Cuando veo que la controla, gira y se afirma ya sabía que iba a terminar bien. Dejó a los ingleses tirados en el piso, le querían pegar, pero no lo podían agarrar. Acá tengo una remera que puse el mejor gol de los mundiales nació en mis pies, que caradura que soy (risas)”, empezó reviviendo el Negro.

Y agregó: “cuando se la doy lo que hago es acompañar porque lo sufrí en todos los entrenamientos y no se la podíamos sacar. Esa jugada nace en los pies de Cuciuffo, que no le pegó de punta, salimos jugando”.

El partido y el gol, los encontró a Maradona y a Enrique siendo parte importante. El fútbol y sus destinos se cruzaron en varias oportunidades y desde allí gestaron una gran relación.

“Teníamos un espejo muy importante que era Maradona, que iba y venía y que trababa con la cabeza; que nos quedaba a nosotros. Bilardo nos decía: ‘Corran que jugar bien es difícil’, entonces ponía buenos jugadores pero que corrían”, marcó el mediocampista al describir la injerencia que tenía Diego en el equipo y el grupo.

 

comentarios