TODA LA INFO DEPORTIVA
Lunes 18
Diciembre de 2017
CIELOSPORTS » Gimnasia - Estudiantes - Editorial » 15-11-2017

Del socio con pasión al dirigente millonario

El FIFAgate estalló en 2015. Recién este año se están conociendo detalles del entramado de corrupción que gobernó durante años el accionar de dirigentes sudamericanos en la Conmebol. Con la declaración de Alejandro Burzaco se abre un nuevo capítulo y la Justicia no puede obviar más el accionar de dirigentes argentinos que llevaron a la ruina a sus clubes.

El fútbol argentino tocó fondo hace tiempo. Dirigencias nefastas, corruptas y inoperantes llevaron a los clubes a una crisis sin precedentes. En años donde el pago por derechos de televisación creció considerablemente, las instituciones del fútbol argentino pasaron serías crisis financieras y algunas, como Estudiantes y Gimnasia, hoy les cuesta hacer pie.

A mayor dinero, más deuda. Esta cuenta no cierra en ningún negocio, salvo en los clubes el fútbol argentino. Así operaron las instituciones en los últimos años. Sorpresivamente a incremento de los pasivos, aparecían los socios con deseos de participar políticamente. Muchos por comprometerse en tiempos difíciles, otros porque el negocio ya estaba instalado con traje de pasión.

Los clubes de la ciudad de La Plata fueron testigos de cómo dirigentes que llegaron como socios se fueron expulsados por sus malas y dudosas administraciones. Si bien en algún momento resonó el deseo de llegar a la Justicia y comenzar a investigar, los más perjudicados recibieron sanciones internas.

El FIFAgate abrió el entramado de corrupción en el fútbol mundial. La presencia de Julio Grondona como un hombre fuerte en los negocios del fútbol sudamericano y mundial, llevaron a algunos a posar los ojos en nuestro país. Allí se abrió una causa por el Fútbol Para Todos pero la Justicia aún no avanzó en profundidad.

El entramado de corrupción en nuestro fútbol es igual o mayor al que se conoce en Confederaciones. Aquí reinaron durante años los negocios con empresarios y representantes, los cambios de cheques en la financiera Alhec Tours (ahora descubierta por Burzaco en su declaración en la causa FIFA), la presión y extorsión a jugadores y familiares para retener el 15 por ciento de su venta y el dinero del Fútbol Para Todos o de los derechos de Televisación.

Dirigentes que pasaron años en Gimnasia y Estudiantes llevan mucho tiempo sin pisar sus estadios. ¿Se les fueron las ganas? ¿Se les fue el amor? ¿Cambiaron de club? Como se dice en los bares: podrás cambiar de mujer pero nunca de club. Muchos de esos dirigentes no pueden justificar el crecimiento personal que tuvieron en tan poco tiempo y son resistidos popularmente por eso dejaron de sentir y ya no va a la cancha. Algún día la Justicia podrá los ojos en ellos.

SUMARIO