martes 19 de octubre de 2021
De La Plata al mundo

Juegos Olímpicos: la historia Abigail Magistrati para llegar a Tokio 2020

Abigail Magistrati se transformó en una de las deportistas destacadas de Argentina en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 por competir con 17 años.

La historia de Abigail Magistrati es la historia de miles de chicas y chicos que se sacrifican desde muy pequeños persiguiendo un sueño y construyendo un camino que los lleva a madurar perdiendo instantes de infancia. La única representante de Argentina en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 solo tiene 17 años.

Magistrati terminó novena en su competencia de Gimnasia Artística y tuvo su estreno olímpico en la capital japonesa, 24 horas después de haber llegado a dicha ciudad y sin poder entrenarse ni conocer la sede de competencia con anticipación.

A 18.406 kilómetros de distancia de Tokio, en su casa de toda la vida los papás de Abigail vivieron el estreno olímpico de su hija con mucha emoción, no solo por lo que representa para la joven gimnasta en su carrera deportiva, sino también porque hace poco tiempo perdió a su abuelo y en medio de tanta emoción aún hay dolor.

A horas de la participación de Abigail Magistrati en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, Jimena y Gustavo, sus papás, le abrieron las puertas de su casa, allí donde vivieron sus rendimientos el sábado por la noche, a CIELOSPORTS.COM.

Entre experiencias y sensaciones, los padres de la joven deportista Argentina se mostraron orgullos por verla en el lugar más importante para un deportista, remarcaron que las condiciones en las que llegó atentaron contra su rendimiento y destacaron los sacrificios que tuvo que hacer para llegar allí, mientras quienes pudieron ayudarla le dieron la espalda.

2021.07.26 - ABIGAIL MAGISTRATI.mp4

Abigail Magistrati en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020

“La pasamos en casa, con la hermana de Abigail, su primer entrenador y mi hermano. Fue algo muy lindo, que nunca pensamos que íbamos a compartir, no lo teníamos pensado que podía pasar”, empezó diciendo Gustavo al ser consultado cómo vivieron el debut olímpico de su hija.

Por su parte, Jimena destacó que “la vimos contenta a ella, no estaba nerviosa. Nosotros estábamos muy nerviosos, muy ansiosos por lo que representa”.

El último tiempo para la familia Magistrati no fue nada sencillo, ya que además de enterarse sobre la fecha que su hija iría a los Juegos Olímpicos, hace muy poco tiempo ella perdió a su abuelo.

Ante esa situación, y al ver a su hija compitiendo en Tokio 2020, Gustavo expresó: “lo primero que se me cruzó por la cabeza cuando la vi a Abigail fue mi viejo, quien falleció hace dos meses”. Y su esposa agregó: “mi suegro falleció justo en la previa del panamericano de Brasil, por Covid, y ella le pidió al abuelo que la ayudara. Cuando le llegó la convocatoria, subió una historia contándole que se le había dado”.

“No nos está dando mucha bolilla (risas). Está disfrutando. Creo que, si hubiera llegado con más tiempo, hubiera sido mucho mejor para ella porque da mucho más y en Alemania en el 2019 lo demostró”, contó Gustavo de cómo está viviendo Abigail sus primeras horas tras su debut olímpico.

Y agregó: “llegó 24 horas antes a competir, no tuvo tiempo de adaptarse, ni a los cambios de horarios ni a los aparatos. Ojalá tenga una nueva oportunidad en 2024, porque lo que vivió en la previa de estos Juegos Olímpicos no fue nada lindo”.

Su mamá destacó que “es raro porque no puedo caer, es importante porque es lo máximo que un deportista anhela, pero sigo sin caer que estuvo ahí y que cumplió su sueño. Ella también está sorprendida y fascinada por lo que está viviendo”.

Magistrati.jpg
Abigail Magistrati en su debut en la Gimnasia Artística en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020

Abigail Magistrati en su debut en la Gimnasia Artística en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020

Cómo llegó Abigail Magistrati a los Juegos Olímpicos

Abigail Magistrati tuvo su primer acercamiento a la Gimnasia Artística cuando tenía dos años. Desde entonces comenzó un camino lleno de sacrificio, el cual el sábado le entregó el momento más importante y tan soñado al competir en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

“Me acompañaba a llevar a mi segunda hija a Gimnasia y se ponía a dar vueltas, cuando aún no tenía ni tres años. Ahí el profe me dijo dejámela que la vamos a entrenar y desde ahí no paró más”, destacó Jimena, al explicar los orígenes de su hija en la Gimnasia Artística.

Por su parte, Gustavo Magistrati eligió recordar todo lo que hizo para llegar allí, al relatar que "el sacrificio es de ella, de levantarse a las 6 de la mañana y viajar sola en micro. Pocos lo saben, pero ella se iba de La Plata al CENARD sola, se tomaba dos micros, se iba seis menos cuarto y volvía a las 20.30 de la noche. No iba a cumpleaños de 15, nada. Está donde está por su sacrificio”.

Y agregó: “ella estuvo por dejar, tuvimos tres trabajos para bancar los viajes, viajamos dos años todos los días con ella para solventar los gastos. Ella iba afuera y en la política nadie movió nada. Todo es gracias a la gente común. Siempre, con las rifas, todo es de la gente"

comentarios