domingo 28 de febrero de 2021

Informe CIELOSPORTS.COM

Ganó Pellegrino, perdió Gimnasia

Fernando Pujol

Por Fernando Pujol

Pellegrino presentó la renuncia y la ratificó, pero la CD no se la aceptó y lo convenció de seguir, desistió y nada cambió. Ganó poder y Gimnasia lo perdió.

Gimnasia cierra una semana al ritmo de Gabriel Pellegrino, que ganó protagonismo con su público accionar e incluso, casi llega a eclipsar el tan esperado y ansiado alta médico de Diego Maradona.

Pellegrino dio una muestra de poder, para adentro de la Comisión Directiva pero también para afuera. No es la primera vez que esto ocurre. En las pasadas elecciones, bajó su candidatura, pero Salvador Robustelli y Mariano Cowen, sus contendientes por ese entonces, también se movieron a su ritmo.

¿Qué pasó? Debajo del concepto de que, sin Pellegrino, Diego Maradona se iba con él, los dos adversarios electorales hicieron lo que él quiso, fue reelegido y ganó su deseo, tal cual ocurrió ahora. En el medio, siempre Gimnasia.

Gabriel Pellegrino se quejó públicamente de las formas que tienen y con las que se manejan varios de sus pares de Comisión Directiva, sin embargo, todo se sigue haciendo cómo y cuándo él quiere. En el medio, acuérdense que sigue Gimnasia.

“Es bueno decir la verdad y mantener las buenas formas, reconocer cuando uno falla o no puede. Hoy les confieso que aún con las mejores formas lo intenté, pero no pude lograrlo”, dice parte del texto que Pellegrino le envió a sus compañeros el pasado martes antes de la supuesta despedida.

Tomando sus palabras, hizo todo lo contrario: dijo que renunciaba, que no podía seguir al lado de sus pares de Comisión, que se había quedado sin fuerzas y que lo mejor era dar un paso al costado. El paso fue hacia delante.

La historia se repite y la vida institucional de Gimnasia vuelve a quedar expuesta: las miserias de quienes la componen, las mentiras, la falta de palabra y de sentido común y el oportunismo. Literalmente, hacen lo que quieren en el nombre del club.

Gimnasia sigue por debajo de los egos personales. Deténganse a pensar esto: el club tuvo que sacar un comunicado oficial luego de la reunión de ayer, anunciando algo irrisorio: que el Presidente sigue siendo Presidente ya que nunca dejó de serlo.

Fue un verdadero papelón lo que vivió Gimnasia esta semana. Es un papelón institucional porque todo sigue igual, porque nada de lo que pasó sirvió ni ayudó para nada. Pellegrino ganó y sigue al mando como hasta el último lunes, después de presentar una renuncia indeclinable que, en realidad, dejó en declive a Gimnasia.

comentarios