Desenlace cruel

¿Lo perdió Domínguez?: los cambios de Estudiantes, en el foco de las críticas

Estudiantes perdió de manera increíble ante River y un punto central en el análisis tuvo que ver con el DT: ¿Estuvieron bien los cambios de Eduardo Domínguez?

Que Estudiantes conquistó la Copa Argentina y accedió a la chance de disputar la Supercopa gracias a Eduardo Domínguez es tan cierto como que ayer sus cambios ante River fueron, como mínimo, cuestionables. En redes fueron varios los hinchas que pusieron el foco en ese aspecto, tanto los del Pincha como los del Millonario e incluso los neutrales.

El planteo Albirrojo fue positivo en la primera parte, ya que logró plantarle batalla a su rival, generarle peligro y dificultarle los caminos a su propio arco. Sin embargo en la segunda mitad se replegó más de la cuenta, y desde muy temprano, resignando casi en todo momento a disputarle la pelota a un equipo que supo arrinconarlo.

Por eso no sorprendió en Estudiantes el ingreso de Fernando Zuqui por Javier Altamirano, más allá de que no modificó demasiado el panorama. A los pocos minutos Eduardo Domínguez volvió a mover el banco, en ese caso con una doble ventana: Tiago Palacios por José Sosa y Guido Carrillo en reemplazo de Javier Correa.

En esos tres cambios no parece haber demasiados puntos de discusión, más allá de que la segunda ventana pareció algo apresurada, pero el gran reproche al entrenador llegaría a quince minutos del final. Allí el DT sorprendió, en un momento en el que River parecía sostener la intensidad pero perder claridad, con una nueva doble variante por los ingresos de Santiago Flores y Bautista Kociubinski por Eros Mancuso y Enzo Pérez.

tweets.jpg
Algunas de las críticas a Eduardo Domínguez en X por los cambios en la Supercopa.

Algunas de las críticas a Eduardo Domínguez en X por los cambios en la Supercopa.

Los cambios de Estudiantes: la ventana de la polémica

Tanto en la tribuna cordobesa como en las casas platenses hubo movimientos de cabezas, miradas cruzadas y gestos de incertidumbre por dos cambios difíciles de explicar, tanto en el nombre por nombre como en el hecho de que, al agotar variantes con tanto tiempo por delante, el equipo quedaba sin capacidad de reacción ante cualquier eventualidad.

La crítica no fue hacia los pibes, sino a la decisión de que sean ellos quienes ingresen en un momento trascendental. El ingreso de un central por un lateral derecho llamó la atención, sobre todo teniendo un lateral por izquierda en el banco como Gastón Benedetti que podía fácilmente contribuir a que Eric Meza cambiase de banda.

Igualmente lo más llamativo fue el cambio de Enzo Pérez: más allá de que no era uno de los más destacados, el peso específico de su figura se hacía notar dentro del campo y era un valor intangible imposible de subestimar en la parte anímica para sus ex compañeros, aunque estuviese cansado. Con su salida Eduardo Domínguez les facilitó el panorama.

El timing no podría haber sido peor: en la primera jugada de peligro luego de ese extraño cambio, llegó el empate en una jugada desafortunada. Con el marcador nivelado Estudiantes se encontró incómodo en cancha, con un equipo emparchado y sin sus tres principales creadores de juego. El golazo de Rodrigo Aliendro terminó por sepultar toda ilusión.

Javier Altamirano supercopa.jpg
Javier Altamirano fue el primero en salir del once titular de Estudiantes.

Javier Altamirano fue el primero en salir del once titular de Estudiantes.