sábado 14 de mayo de 2022
TRES BONAERENSES ELEGIDOS

Acuerdo para que árbitros argentinos dirijan en Europa

La CONMEBOL y la UEFA acordaron un intercambio de árbitros para sus competiciones. árbitros europeos dirigirán sudamericanos y viceversa. Mirá quienes son.

Los máximos entes de Sudamerica y Europa se pusieron de acuerdo para llevar adelante una cooperación en materia arbitral. Como primer paso habrá árbitros de cada confederación en el torneo de su contraparte, es decir que habrá jueces de Conmebol en torneos UEFA y viceversa.

Esta estrategia arbitral comenzará con la Copa América 2021 y la Eurocopa 2021 y tendrá tres representantes bonaerenses: el platense Fernando Rapallini, el saladillense Juan Pablo Belatti y el nacido en Isidro Casanova, Yamil Bonfá. Ellos serán los representantes argentinos en una lista que además incluye jueces de Inglaterra, Francia, Rumania, Rusia, Alemania, Slovenia, España, Israel, Suecia, Italia, Holanda, Turquía y Portugal.

"El intercambio de árbitros con la CONMEBOL para nuestros dos torneos emblemáticos enriquecerá ambas competiciones y mejorará la experiencia de los mejores árbitros”, dijo el presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin.

“Europa y América del Sur tienen mucha tradición y calidad futbolística, incluso en el ámbito del arbitraje. Este intercambio es una parte definitoria de nuestro programa de cooperación, que nos ayudará a mejorar nuestras competencias”, añadió.

Screenshot_7.png
Los tres árbitros argentinos que dirigirán en Europa.

Los tres árbitros argentinos que dirigirán en Europa.

El antecedente de árbitros extranjeros dirigiendo en Argentina

En 1948 y como consecuencia de los malos arbitrajes locales, la Asociación del Fútbol Argentino contratóárbitros ingleses para dirigir los encuentros de primera división. El 27 de octubre de 1946, San Lorenzo le ganó a Newell’s 3 a 2 en Rosario y el público local invadió la cancha, disconforme con el arbitraje de Osvaldo Cossio.

arbitros-ingleses-773x458.jpeg

A la salida del estadio, fue agredido en el Parque Independencia, la gente de seguridad que se encontraba en el lugar lo salvó de una golpiza que amenzaba con no terminar. Ese fue el punto de inflexión para la dirigencia argentina que contrató los servicios de los árbitros Hartles, −el más popular−, Dean, Provan, Gibbs, Gregory, Corx, White y Brown.

Más adelante, se agregaron los apellidos de Maddison, Berry, Cross Crawford, Mackena y Wilbraham. Los resultados de su actuación se apreciaron en la posición de los equipos en la tabla. Los árbitros comenzaron a cobrar penales que los argentinos dejaban pasar. La primera rueda tuvo un desarrollo sorprendente ante la aparición de los equipos “chicos” en los primeros puestos.

En 1949, Platense salió segundo y Boca se salvó del descenso en la última fecha. En 1951, Banfield jugó la final con Racing. A pesar de las dificultades con el idioma, impusieron la autoridad del juego aplicando el reglamento con equidad. La idea de mejorar y superar errores que condenaban a varias instituciones se logró en algunos momentos, pero al final no funcionó. Si bien durante 10 años los pitos ingleses manejaron el destino de cada club marcando diferencias con los árbitros argentinos, también fueron discutidos y rechazados.

comentarios