Tendencias
EMOTIVO

Dalia Gutmann reveló que superó un cáncer de mama

La comediante Dalia Gutmann contó por primera vez que hace cinco años debió someterse a dos cirugías hasta superar un cáncer de mama.

Dalia Gutmann reveló que atravesó y superó un cáncer de mama hace cinco años. La comediante, esposa de Sebastián Wainraich, contó cómo vivió el proceso que la llevó a someterse a dos cirugías.

"En 2015, estaba en Perú, fui a trabajar y me toqué un bultito en la teta, y cuando volví lo primero que hice fue ir a revisarme", contó en diálogo con Agarrate Catalina, por La Once Diez. "Me encontraron un tumor maligno, me lo sacaron, y bueno después hice todo el tratamiento y tomé la medicación que hay que tomar después", detalló sobre la enfermedad que padeció.

TE PUEDE INTERESAR

Tal como sucedió a principio de este año con Fede Bal y luego con la periodista Mirta Tundis, la actriz salió a contar cómo fue el proceso que vivió hasta que logró superar el cáncer de mama: "Al principio son estudios, la primera vez que me hice un estudio tenía que hacer función y les preguntaba a mis amigas qué hacer, si hacía la función o no, entonces me decían ‘¿te vas a quedar en tu casa llorando?’"

DALIA GUTMANN.png
Dalia Gutmann remarcó el rol que cumplió su esposo, Sebastián Wainraich, en su recuperación.

Dalia Gutmann remarcó el rol que cumplió su esposo, Sebastián Wainraich, en su recuperación.

"Lo que me interesaba decir es ‘no te hagas la boluda cuando notes algo en el cuerpo. Es algo que le pasa a infinidad de personas, yo nunca lo conté públicamente porque nunca nadie me lo preguntó, no porque me de vergüenza, yo la saqué muy barata porque reaccioné a tiempo”, explicó.

Sobre el acompañamiento que tuvo durante ese tiempo, la comediante remarcó el rol que cumplió su esposo, el conductor de "Metro y medio": "Seba es muy compañero. Es de recontra estar ahí. Me tuve que operar dos veces y las dos veces que me desperté de la anestesia él estaba ahí al lado mío. Uno tiene que saber además de que la vida un día termina, que hay que disfrutar esto porque no sabes cuándo acaba".

La mujer, que es madre de dos hijos, contó cómo atravesó la dura enfermedad: "Yo tengo un recuerdo del quirófano muy emocionante también, tenía un hijo muy chiquito, pero con unas ganas de vivir tremendas, pero lloraba un poco pensando en que tengo mil cosas para hacer", reveló.

"Estoy convencida de que cada obstáculo es para aprender", dijo Dalia y agregó: "A veces me siento cursi o romántica, pero creo que te sirve para enfrentar los problemas, era como un drama que no terminaba nunca".

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión