Política y Economía
Cifras alarmantes

Más del 40% de los niños que asisten a comedores en el Área Metropolitana están malnutridos

Se trata del resultado de un nuevo relevamiento del Indicador Barrial de Situación Nutricional del Movimiento Barrios de Pie durante el primer semestre de 2019 que confirmó la lamentable tendencia negativa: tras siete meses consecutivos, avanza la malnutrición en niñas, niños y adolescentes (NNyA).

Según el último relevamiento del Indicador Barrial de Situación Nutricional del Movimiento Barrios de Pie en el Área Metropolitana, el 42,8% de las personas que asisten a comedores están malnutridos y el número aumenta entre los menores de 10 años llegando al 43,2%.

“Desde Barrios de Pie seguimos pidiendo que se declare la Emergencia Alimentaria, y además impulsamos el pedido de que el próximo gobierno se comprometa a presentar un plan para resolver la problemática del año en los primeros 100 días de gestión”, explicó el Coordinador Nacional de Barrios de Pie, Daniel Menéndez.

TE PUEDE INTERESAR

El relevamiento se llevó adelante durante el 1er semestre de 2019 y comprueba que la malnutrición sigue siendo uno de los principales problemas de salud que afecta a los niñas, niños y adolescentes (NNyA). “Cuatro de cada diez niños y niñas que asisten a los comedores de Barrios de Pie presentan algún tipo de malnutrición. Estos datos son verdaderamente alarmantes, la malnutrición sigue avanzando en los barrios pobres con el riesgo de instalarse, sin ningún tipo de medida estatal que frene esta tendencia. En breve estaremos hablando de desnutrición”, sentenció Menéndez.

En base a la medición de 25.213 NNyA de 0 a 19 años que concurren a comedores y merenderos del AMBA (de 28 distritos y 6 comunas), se comprueba que más de 4 de cada 10 integrantes de esa población tiene algún tipo de malnutrición (42,8%). “En este sentido, mientras que el bajo peso afecta al 2,4% de los NNyA relevadxs, el resto de la malnutrición se explica especialmente por el sobrepeso - 21,9%- y la obesidad -18,5%-. Mención aparte reviste el 7,2% de baja talla que da cuenta de una malnutrición crónica que ha modificado los ciclos de crecimiento de nuestrxs niñxs”, detalla el informe.

Asimismo, se explica que la persistencia de la malnutrición en todas sus formas (tanto por déficit, bajo peso, como por exceso calórico, sobrepeso y obesidad) se da en un contexto económico extremadamente grave para la población más vulnerable. “Los altos niveles de aumentos de precios superan largamente el 50% anual, son aún más graves para los alimentos, en donde la inflación interanual para abril en este rubro fue del 66,1%, afectando en especial los productos frescos como verduras, frutas y carnes”, versa el documento. Así lo demuestra el Índice Barrial de Precios alertando sobre el aumento del precio de la carne en un 30% en lo que va del 2019.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión