Política y Economía
CAUSA VIALIDAD

Causa Vialidad: terminó la última audiencia antes del veredicto

En la causa Vialidad, el presidente de la AGVP de Santa Cruz recordó la desconexión de la provincia antes de las obras cuestionadas.

Antes de conocerse el veredicto del Tribunal Oral Federal 2 en la causa Vialidad -en la que Cristina Kirchner tiene un pedido de 12 años de prisión-, este lunes por la mañana se realizó la última audiencia del juicio oral, donde tuvo sus últimas palabras el ex titular de Vialidad de Santa Cruz, Juan Carlos Villafañe.

En ese marco, el director de la Administración General de Vialidad Provincial (AGVP) durante el periodo investigado por el TOF 2, remarcó la falta de conectividad que había en la provincia de Santa Cruz antes de que se concreten las obras cuestionadas -en la que se tardaba tres días en completar 120 kilómetros-; a la vez que destacó que en su gestión se cumplimetaron normas IRAM ISO de trabajo.

TE PUEDE INTERESAR

Asimismo, en el día de ayer, tuvieron su oportunidad de dar sus últimas palabras en el juicio el ex titular Dirección Nacional de Vialidad, Nelson Periotti; y Raúl Pavesi y José Raúl Santibáñez, ex presidentes de Vialidad de Santa Cruz.

“Tengo 77 años y trabajé desde los 18 hasta los 70 años. Jamás imaginé que al finalizar mi vida laboral y de mi propia vida iba a encontrar a alguien imbuido con tanto odio político, y me refiero a Iguacel y sus asesores, que lastimaría mi vida personal y profesional. Estoy en esta causa por eso”, lanzó Periotti en ese marco, en una abierta crítica a Javier Iguacel, el director nacional de Vialidad durante el gobierno de Mauricio Macri y quien se supone uno de los armadores de la causa.

Por su parte, este lunes Juan Carlos Villafañe llevó a cabo una intervención de casi 40 minutos, en la cual relató su historia personal como ciudadano de Santa Cruz, militante peronista, concejal, presidente del Tribunal de Disciplina de Santa Cruz, y subsecretario de Trabajo provincial, entre otros cargos.

"La Administración General de Vialidad Provincial (AGVP) me atrapó por la diversidad de tareas. Había dos áreas centrales: obras y mejoramiento de caminos. En mi paso por la AGVP siempre me preocupé por armar equipos de trabajo con gente local", manifestó sobre el cargo que se puso en juicio.

Juan Carlos Vilalfañe.png

"Siempre me preocupé por la capacitación del recurso humano, de los recursos técnicos", continuó y dijo que cuando llegó a la AGVP, "llegar a Gobernador Gregores desde Río Gallegos tardaba tres días en invierno y si era verano y había buen tiempo tardaba un día en ir y otro en volver; estoy hablando de la ruta 288".

"En aquel momento había asfalto solo en la ruta 3 hasta Comandante Luis Piedrabuena. El tramo de Piedrabuena a Puerto San Julián, aproximadamente 120 km, eran todo tierra: había que rezar para que no lloviese y tardaba prácticamente tres días si se daba esa situación climática. Así fui recorriendo toda la Costa Atlántica hasta Caleta Olivia y la Cordillera", indicó.

Y añadió: "Realmente pinta un panorama que cuando me tocó la presidencia de la AGVP ya tenía conclusiones que las hacía a modo de aporte ante aquellos que tenían responsabilidades para las definiciones y articulaciones políticas desde el gobierno central. La ausencia de conectividad entre nuestros pueblos, la imposibilidad de un tránsito seguro, no nos brindaba la posibilidad de explotar los recursos turísticos y mineros".

"En mi periodo comenzamos a trabajar con las áreas técnicas en la conformación de un plan de todos los recursos disponibles. Logramos comenzar a trabajar sobre el logro de normas IRAM ISO, que permitieran que nuestros procedimientos tuvieran transparencia y dinámica, acorde a las demandas históricas jamás satisfechas. Tal es así que tuvimos dos certificaciones que fueron presentadas en la etapa de instrucción ante el juez Ercolini.

En esa dirección, Juan Carlos Villafañe recordó que en su gestión trabajaron en la cumplimentación de la norma ISO 14001 2004, que "los alcances son estudios y proyectos de obras viales, catástros y cartografías, gestión de canteras, mejoramientos de caminos y obras anexas (...) " y de la "norma ISO 9001 2008, cuyo alcance es la habilitación de canteras".

"Nadie va a pedir certificaciones de normas IRAM ISO si está pensando en cometer un delito, sería suicidarse", concluyó.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión