Política y Economía Agro
Primeras definiciones

Guiño al campo: Kicillof y Fernández mencionaron al agro en sus discursos y buscan proteger la producción y favorecer el comercio exterior

El gobernador criticó el rol del Banco Provincia en los últimos cuatro años, que no impulsó a la producción agropecuaria. Por su parte, el presidente no se refirió a los derechos de exportación y sostuvo que el cooperativismo y la agricultura familiar serán también actores centrales de estas políticas públicas

Un día después de la asunción de Alberto Fernández como presidente argentino, el gobernador Axel Kicillof dejó entrever algunas líneas de lo que será su política en materia agropecuaria, en donde Javier Rodríguez será el ministro de Desarrollo Agrario.

A la hora de diseñar políticas para uno de los eslabones más pujantes de la economía bonaerense, desde la gobernación se encontrarán con un sector agropecuario sensibilizado con el tema impositivo. Este no es un tema menor, porque la ex gobernadora María Eugenia Vidal debió soportar furibundas protestas de las entidades gremiales del campo cada vez que se trataba el presupuesto y se anunciaba la suba del Impuesto Inmobiliario Rural.

Otro tema que deberá abordar el ministro Rodríguez es la legislación relacionada con la aplicación de fitosanitarios en la provincia. Sobre este punto, si bien existe una ley vigente, los intentos por crear una nueva normativa se archivaron en los cajones de la legislatura bonaerense. Como agravante, casi la mitad de los municipios se maneja con normativas propias y empiezan a registrarse casos como el ocurrido en Pergamino, donde fueron encarcelados un ingeniero agrónomo, un productor y un aplicador por no cumplir con las distancias pautadas.

Durante varios pasajes de su discurso inaugural y si bien no abordó estos puntos, Kicillof remarcó su intención de convertir a Buenos Aires en una “provincia productiva”, con eje en la falta de financiamiento para este sector y el mal estado de los caminos rurales, entre otros puntos.

El gobernador fue muy crítico con el rol del Banco Provincia, al entender que en lugar de impulsar a la producción, se enfocó en el negocio financiero. “Se redujo créditos al sector privado, a las Pymes y al sector agropecuario”, advirtió.  En esta línea, también señaló que durante los cuatro años de Cambiemos al frente de la provincia, cerraron “3.300 pymes industriales, empresas y frigoríficos”, con el consiguiente perjuicio para los productores agropecuarios.

Kicillof también hizo hincapié en el estado de algunos eslabones del agro bonaerense. “Hay que proteger el tejido productivo, han cerrado 515 tambos”, sostuvo y también destacó que la producción aviar atraviesa un momento delicado.  

Primeras señales desde la Rosada

En su primer discurso como presidente,  Fernández mencionó en algunos pasajes al sector agroindustrial, pero no brindó certezas sobre el tema que más moviliza sector agropecuario en estos días: los derechos de exportación.

De manera tácita, la designación de Luis Basterra al frente del ministerio de Agricultura –que seguirá con ese rango- es toda una señal del rumbo que tomarán las políticas de esa cartera. El formoseño conoce de primera mano las economías regionales y la agricultura familiar y es factible que estos sectores sean muy tenidos en cuenta.

El presidente Fernández tiene muy en claro por donde empezarán algunos de los problemas con ese vasto universo conocido como el campo. “No ignoro que los conflictos que enfrentamos expresan intereses y pujas distributivas”, dijo en los primeros minutos de su discurso. Y si bien esa frase aplica en varios rubros, calza a la perfección para definir el escenario de tensión entre agro y Gobierno.

Durante sus cuatro años de mandato, las medidas en materia de derechos de exportación del ex presidente Mauricio Macri fueron, al menos, erráticas. Cumplió su promesa de campaña y los quitó en todos los cultivos, mientras que en soja decretó una rebaja gradual. Tras la devaluación de septiembre de 2018, en donde el dólar trepó a 46 pesos, se instauró un esquema en donde se pagaban de 3 a 4 pesos por dólar exportado y la soja además se le agregó un 18 por ciento.

La Casa Rosada enfrenta una encrucijada al respecto y el ministro de Economía Martín Guzmán deberá buscar un punto de equilibrio. Con un dólar a 62 pesos, el monto del tributo deberá actualizarse. ¿Se llevará a 6 pesos por dólar exportado o se establecerá un porcentaje fijo? Desde el oficialismo no hay señales al respecto, más allá de declaraciones de Fernández durante su campaña electoral que buscaron llevar tranquilidad sobre el tema.

El presidente reconoció que la industria argentina trabaja con una elevada capacidad ociosa –que según estimó retrocedió a niveles de 2006- y anunció que “la economía popular y sus movimientos organizados, el cooperativismo y la agricultura familiar serán también actores centrales de estas políticas públicas”.

Otro gesto fuerte del presidente fue no otorgar tratamiento parlamentario al Presupuesto Nacional proyectado por Cambiemos para 2020, el que será recién tratado en marzo del próximo año. En este punto, queda ver si desde el Gobierno asignarán una mayor partida presupuestaria a la cartera agropecuaria nacional y sus organismos descentralizados.

Durante su alocución, tuvo un giño para el sector exportador y habló sobre un proyecto nacional de desarrollo, en donde la agroindustria agregue valor a las materias primas, con el doble propósito de exportar y potenciar el mercado interno. “Debemos volver a desarrollar una economía productiva que nos permita exportar y así generar capacidad de pago”, afirmó.

En otro tramo de su discurso habló acerca de la relación con Brasil, el principal socio argentino en el ámbito del Mercosur y remarcó la necesidad de construir una agenda conjunta. No se debe olvidar que el presidente del vecino país, Jair Bolsonaro, dedicó duros conceptos al entonces candidato del Frente de Todos. Pero más allá de las diferencias y los chispazos dialécticos, ambos países se necesitan en materia de comercio exterior y en este sentido desde la Rosada buscan limar asperezas.

 

 

TE PUEDE INTERESAR

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión