Política y Economía
Convención Nacional de la UCR

El sector de Salvador quiere protagonismo y será clave para la continuidad de Cambiemos

El máximo órgano partidario se reunirá esta tarde desde las 14:00 en Parque Norte. Los sectores más disidentes buscan que el radicalismo busque otras alternativas y hasta tenga un candidato propio. El vicegobernador Salvador dijo que hoy el radicalismo "ratificará su pertenencia a Cambiemos".

Con la realización de la tan esperada Convención Nacional, la jornada de este lunes será clave el radicalismo, y la UCR bonaerense tratará de jugar un rol protagónico en el camino de confirmar la continuidad del partido dentro de Cambiemos. Si bien se espera que esta sea la voluntad mayoritaria, se prevé un duro debate en Parque Norte, desde las 14:00.

Con 73 convencionales de 347, los enviados de la Provincia de Buenos Aires serán fundamentales a la hora de la votación de la estrategia electoral. Daniel Salvador, el vicegorbenador de María Eugenia Vidal, redobló sus esfuerzos para seguir sumando adhesiones a su idea de ratificar la alianza gobernante.  

TE PUEDE INTERESAR

Según pudo reconstruir I NFOCIELO, Salvador y los suyos se sumarán a los ejes de la propuesta de los convencionales Ángel Valmaggia, José A. Artusi y Lilia Puig. En ese documento, se convoca a “promover el fortalecimiento y ampliación” de Cambiemos.

"El objetivo hoy basicamente es de ratificar Cambiemos. Eso es lo que va a ocurrir con una amplísima mayoría", dijo el vicegobernador, quien además agregó que el radicalismo podría "promover y facultar una Comisión para que gestione posibles incorporaciones".

A su vez, descartó que en la Convención se pueda hablar de candidaturas, pero de todas formas aseguró que los candidatos hoy son Macri para presidente y María Eugenia Vidal para la Gobernación. "Hoy no se habla de candidaturas, sino de la pertenencias. El radicalismo es fundacional de Cambiemos y vamos a encarar nuestra tercer elección juntos", dijo.

No obstante, no se trata de una “cheque en blanco” para el PRO, ya que los boina blanca quieren un “esquema de funcionamiento reglado y sistémico que provea certidumbre en los procesos decisorios”.

En tanto, plantean “asegurar la renovación de bancas de Senadores y Diputados nacionales en las listas unificadas siempre que la candidatura a la Presidencia de la Nación pertenezca a un partido distinto de la UCR”.

En otro de sus puntos, justamente, se habla de la necesidad de una comisión negociadora con el macrismo, en la cual deberás estar Salvador, los gobernadores Alfredo Cornejo (Mendoza), Gerardo Morales (Jujuy) y Gustavo Valdés (Corrientes), y un representante por cada bloque de legisladores nacionales. Sería lo encargados de hacer cumplir estas pautas.  En esta línea de avanzada podría estar la diputada provincial Alejandra Lorden en nombre del salvadorismo. Era una enroque se charló ayer en la previa.

En diálogo con este portal, el crítico intendente de Chacabuco, Víctor Aiola, había reclamado que “la UCR de la provincia se haga cargo del radicalismo nacional” porque la relación Vidal-Salvador era “un ejemplo”.

En el otro extremo está la propuesta del ala disidente, encabezada por la Ricardito Alfonsín, Federico Storani, Juan Manuel Casella y Jorge Sappia, el actual titular de la Convención Nacional. En una carta abierta difundida este fin de semana, adelantaron su postura. En el texto piden “una nueva evaluación de la situación y reexaminar la decisión partidaria”.

En concreto, plantean: “La persistencia de los riesgos republicanos existentes, y el deterioro, después de casi cuatro años de gestión, de los principales indicadores sociales, así como la fragilidad de la economía, hacen necesaria una nueva evaluación de la situación y reexaminar la decisión partidaria”.

Este sector, para resolver estas cuestiones, ofrece la posibilidad de tener un nombre propio que le compita a Mauricio Macri. “Manifestamos nuestra propuesta de que la Convención Nacional considere la posibilidad de proponer el candidato del nuevo espacio electoral. Esta legítima aspiración partidaria, por supuesto, no debe ponerse por encima de la necesidad de construir una alternativa como la que pregonamos”, advierte la misiva.

En un lugar intermedio, o no tanto, se encuentra la plataforma de Cornejo, cuya divulgación en los últimos días generó revuelo, ya que desafiaba la hipótesis de Macri como candidato único e inamovible. El cuyano es apoyado por el histórico Enrique “Coti” Nosiglia, quien tiene el comando del comité porteño. Ambos no ven con malos ojos una PASO que incluya a Martín Lousteau y también a Roberto Lavagna.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión