Política y Economía
Reunión con el FONDO

Alberto Fernández pone en jaque el acuerdo con el FMI por las violaciones a su propia acta constitutiva

El candidato presidencial de Todos mantuvo una reunión con autoridades del Fondo y les anticipó que buscará reformular los acuerdos. Pero además les dijo que el préstamo viola el Acta Constitutiva. ¿Ventaja para negociar?

Tal como se preveía, el candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, le planteó a representantes del FMI una posición dura respecto del pago de las obligaciones con ese organismo, contraídas a partir del acuerdo celebrado el año pasado con la administración de Mauricio Macri, y que implicó desembolsos por 57 mil millones de dólares, un acuerdo inédito hasta entonces.

Fernández se reunió con el Director del Departamento del Hemisferio Occidental del Fondo Monetario Internacional, Alejandro Werner, y le planteó duras objeciones respecto a las condiciones de ese acuerdo, y le anticipó la voluntad de reformularlo para no exigir “más esfuerzos a nuestro pueblo”.

TE PUEDE INTERESAR

El planteo de Fernández apuntó a las presuntas violaciones al Acta Constituiva del FMI, al incumplimiento del propósito de “reducir la deuda y la inflación, recuperar el crecimiento, generar empleo y combatir la pobreza” y a las condiciones de debilidad institucional bajo las cuales se rubricó el acuerdo.

El primer punto tiene que ver con que los créditos financiaron, en los hechos, una fuga de capitales de 30 mil millones de dólares. Lo cual viola explícitamente el mandato en contra de “utilizar los recursos generales del Fondo para hacer frente a una salida considerable o continua de capital”.

En efecto, en el Convenio Constitutivo del Fondo, bajo el Artículo VI, Sección 1, se leen las normas de “uso de los recursos generales del Fondo”. Ahí se consigna, también, que “si después de haber sido requerido a ese efecto el país miembro no aplicara las medidas de control pertinentes, el Fondo podrá declararlo inhabilitado para utilizar los recursos generales del Fondo”.

 Según consignó mediante un comunicado, en el marco del préstamo otorgado por el FMI, la Argentina ha recibido del FMI US$ 39.000 millones. “En ese lapso, salieron del sistema financiero US$ 23.160 millones por Formación de Activos Externos de libre disponibilidad y US$ 6.920 millones por salida de inversiones especulativas extranjeras, lo que en total representa una fuga neta de dólares que superan los 30.000 millones”, indicó.

“Semejante realidad, que desfinancia a la Argentina y abre paso a un juego perverso que permite que se constituya un valor artificial del dólar, choca claramente con lo establecido en la normativa antes destacada”, evaluó Fernández, a quien le resultó “alarmante” que la práctica “siga permitiéndose”.

 Además, marcó que el “Stand By” aprobado para Argentina “tuvo el propósito de financiar un programa macroeconómico que lograra reducir la deuda pública y la inflación, recuperando el crecimiento y la generación de empleo para combatir la pobreza”, pero que, en los hechos, “ninguno de esos propósitos, que son compartidos, han sido logrados”.

Por eso, consignó Fernández, le transmitió a Werner “la nuestra enorme preocupación por la situación creada por las políticas y la ineficiencia del Gobierno de Mauricio Macri” y por la “la complacencia del FMI ante resultados tan negativos”.

 Pero no se quedó ahí. También expresó su “enorme preocupación por el modo en que la calidad institucional se ha deteriorado en Argentina”, toda vez que, reseñó, no hubo participación del Congreso en la toma de esa deuda, ni para evaluar los términos ni para dar el acuerdo del presidente del Banco Central, que se desempeña “en comisión”.

El panorama que planteó Fernández incluye vencimientos por más de 150 mil millones de dólares “en condiciones financieras de extrema debilidad”. Las reservas, dijo, están en “estado crítico”, no hay acceso a mercados de crédito voluntario, el 95 % de los créditos del FMI ya fueron desembolsados y hay una deuda cuasi fiscal (emisión de títulos LELIQ) “de corto plazo equivalente a más de 26.000 millones de dólares a una de las tasas de interés más alta del mundo”.

 

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión