Política y Economía
LEGISLATURA BONAERENSE

Jubilaciones del Banco Provincia: cuatro claves para entender el debate

El oficialismo respalda el pedido gremial para restituir el 82% móvil. La oposición ve un proyecto deficitario y de privilegio. La presión de los juicios.

Uno de los principales debates en la agenda legislativa bonaerense es la reforma de la ley jubilatoria para los trabajadores del Banco Provincia. La solicitud, parte de arduos reclamos a nivel sindical y particular por parte de empleados de la entidad (juicios).

Pese a sortear los obstáculos de algunas de las comisiones, el proyecto del oficialismo encuentra una férrea resistencia por parte del PRO y de otros sectores opositores como los libertarios. La llegada del proyecto al recinto de Diputados, está atada a la necesidad de acuerdos con otras fuerzas- podría destrabarse si legisladores de la UCR habilitan el quórum necesario para su tratamiento-.

TE PUEDE INTERESAR

Pero ¿Cuáles son los principales nudos de discusión en torno a la ley 15.008, sancionada por impulso de la exgobernadora María Eugenia Vidal?

1- Restitución de derechos laborales vs déficit económico

Uno de los puntos más álgidos de la discusión se centra en la restitución de los derechos para los jubilados del Banco Provincia - quitados por la reforma de 2017- contra los “costos para las arcas bonaerenses”, que implicaría el regreso al antiguo régimen jubilatorio.

Desde el Poder Ejecutivo provincial, buscan devolver a los jubilados del Banco Provincia el histórico piso del 82% móvil en el cobro de sus haberes (Asuntos Constitucionales estableció que sea en base al promedio actualizado de remuneraciones durante los 120 inmediatamente anteriores a la cesación del servicio).

Con la reforma de Cambiemos, ese porcentaje se redujo entre el 70 y 75 por ciento, según las tareas que cada afiliado acredite en la caja. Con la reforma de Cambiemos, ese porcentaje se redujo entre el 70 y 75 por ciento, según las tareas que cada afiliado acredite en la caja.

Desde el PRO, en especial sectores que defienden el legado de María Eugenia Vidal, consideran que la reforma del 2017 permitió “corregir todos esos desequilibrios” y emprolijó las cuentas públicas para “sanear la caja”.

En esa dirección, el senador del Pro Juan Pablo Allan, explicó en Lado P que la eventual restitución del 82% móvil implicará un gasto de 15 mil millones de pesos que salen de los impuestos de los bonaerenses”. “No me parece que 17 millones de bonaerenses financien un déficit” remarcó.

Juan Pablo Allan Lado P - Reforma Ley Bapro.mp4

De acuerdo a los números que analizan los legisladores amarillos, “para que un sistema previsional sea sustentable, necesitas 4 activos y un pasivo. Hoy eso está invertido. Hay 10 mil activos que sostienen a 15 mil con 215 mil pesos de jubilación promedio”.

En esa dirección, advierten que la tasa de sustitución neta de las jubilaciones respecto a los salarios que plantea la reforma es estructuralmente deficitaria (82%-10,8% de aporte=71% efectiva).

2- El esquema de aportes para financiar el sistema

El proyecto oficialista rediseñó el esquema de aportes para que todas las partes contribuyan al financiamiento del sistema de acuerdo a sus posibilidades. La propuesta establece una suba en los aportes de los activos del 14% a 16% y hace lo propio con los aportes de los jubilados (del 10,82% a 12%). En tanto, las contribuciones de la patronal que pasarán del 21% a 28%.

Según el análisis del PRO, con la propuesta del Poder Ejecutivo “el aumento de los gastos es parcialmente compensado con el aumento de las contribuciones patronales, las que son, ni más ni menos, que financiadas con gasto público (mayor gasto para el banco, que reduce el porcentaje de inversión para proyectos productivos) y en menor medida con el aumento de los aportes personales de los jubilados y de los activos”.

En base a ese diagnóstico, creen que el diseño del Ejecutivo únicamente “reduce el déficit sólo en el corto plazo” pero “lo incrementa en el mediano y largo, cuando impacta más la edad de la mujer en 60 años" (ver punto 4).

3- Juicios al Estado: ¿Un riesgo para la Provincia?

Una de las advertencias que plantean tanto desde el gremio de La Bancaria como los legisladores oficialistas son las eventuales consecuencias económicas para las arcas provinciales si la cuestión no se resuelve a través de consensos políticos.

En ese sentido, el sindicato que lidera Sergio Palazzo informó que en la Justicia existen más de 4 mil demandas de trabajadores en los que la Justicia declaró que las modificaciones del 2017 son consideradas violatorias de derechos constitucionales.

https://twitter.com/minsaurralde/status/1549783921709051904

Sin embargo, el PRO lo relativiza porque considera que la Justicia no se expidió sobre la cuestión de fondo: “No tenemos una decisión judicial que nos obligue o nos intime hacia esa resolución. Hay medidas cautelares pero el fondo no está decidido” expresó Juan Pablo Allan.

4- Edad jubilatoria: el derecho adquirido vs jubilaciones de “privilegio”

El proyecto del oficialismo plantea el regreso a los 60 años en el caso de las mujeres trabajadoras del Banco Provincia y mantiene la edad jubilatoria en 65 años para los hombres. Además, incluye un apartado de jubilación por edad avanzada para los varones que no reúnen los 35 años de servicios. Los empleados en esa situación, accederán al beneficio a los 70 años de edad (la jubilación por edad avanzada en las mujeres será a los 65 años).

Desde el PRO, defienden el esquema de convergencia a los 65 años tanto para mujeres y hombres proyectado para completarse en 2028. En ese sentido, consideran que la Ley 15.008 corrigió parcialmente el desequilibrio al aumentar la edad mínima de 60 a 65 años y apuntan a que, el antiguo sistema, representaba un “privilegio” en comparación con los regímenes jubilatorios del resto de los trabajadores bancarios que viven en la provincia y de los jubilados en general.

“Sostenemos que no debe haber jubilados y pensionados de primera y jubilados y pensionados de segunda que financien a los primeros. Creemos en un sistema de seguridad social equitativo, justo y solidario” remarcaron en el dictamen de minoría de las comisiones.

Durante una entrevista con Lado P, el diputado del PRO, Sergio Siciliano prefirió no utilizar el rótulo de jubilaciones de privilegio que usaron algunos de sus pares pero indicó que se trata de haberes de 400 o 500 mil pesos que "se pretende que lo pague el Presupuesto de la Provincia".

La cuestión del “privilegio” esgrimida desde la oposición, es considerada por el Frente de Todos como algo “erróneo”. En ese sentido, señalan que además de reducir los litigios, la reforma permitirá reparar la “incertidumbre” de los trabajadores frente a la ley.

El gremio de la Bancaria incluso considera que la elevación de la edad jubilatoria en las mujeres a los 65 años es discriminatoria en términos económicos y de género: “El aumento de la edad jubilatoria hace que la mujer bancaria tenga que tener más de 35 años de aportes al sistema y 65 años de edad como mínimo para acceder al beneficio, pone una asimetría con relación al resto de los sistemas previsionales que lo hace vergonzosamente discriminatorio, no existiendo otro caso igual en el país” afirmaron recientemente a través de una solicitada.

https://twitter.com/CCGGLaPlata/status/1551685473176789000

En relación con la igualdad de género, cabe agregar que otra de las novedades del proyecto de reforma es la paridad en la conformación de directorio de la caja del Bapro.

Con todas las dimensiones y tópicos en debate mencionados y otra serie de discusiones más técnicas en torno a la reforma jubilatoria del BAPRO, la Legislatura deberá encontrar los consensos para dar un debate necesario e impostergable.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión