Política y Economía
ATENTADO A LA VICEPRESIDENTA

Atentado: procesan a Brenda Uliarte y Sabag Montiel

La jueza federa que investiga el atentado a Cristina Kirchner resolvió procesar a los imputados como "coautores" del intento de homicidio.

La jueza federal María Eugenia Capuchetti procesó este jueves con prisión preventiva a Fernando Sabag Montiel y Brenda Uliarte, por considerarlos coautores del intento de "homicidio calificado" contra la vicepresidenta de la Nación, Cristina Kirchner.

"Sabag Montiel y Uliarte actuaron con el determinado designio de causar la muerte de la Vicepresidenta de la Nación Argentina", señaló el fallo de la jueza Capuchetti, luego de más de dos semanas de investigación y análisis del accionar de la supuesta pareja de jóvenes.

TE PUEDE INTERESAR

En esa dirección, a lo largo de cien páginas la jueza federal manifestó que los procesados actuaron "de conformidad al previo plan ideado entre ambos, siendo el medio empleado idóneo a tales fines y cuyo resultado no pudo ser alcanzado por razones ajenas a la voluntad de ambos, quedando el mismo en grado de tentativa”.

"No quedan dudas acerca de que ambos tenían en su poder con anterioridad al hecho el arma de fuego que iban a utilizar para cometer el homicidio, con cabal conocimiento de su adecuado funcionamiento y aptitud de disparo, la cual llevaron cargada con municiones del mismo calibre a inmediaciones del domicilio de la víctima donde ya sabían, de acuerdo a las tareas de inteligencia que ambos realizaron en el lugar, que la Sra. Vicepresidenta se detenía un tiempo prologando a saludar al público”, añadió.

La magistrada se refirió además a la "detallada preparación" que los coautores llevaron adelante en los días previos al atentado perpetrado el jueves 1 de septiembre, y señala las conversaciones expuestos en los últimos días entre los distintos detenidos.

Sobre la actitud de Fernando Sabag Montiel en la noche del jueves, dictamina: El arma fue dirigida hacia una parte vital de la persona atacada y a escasos centímetros. No existe duda sobre su aptitud para provocar la muerte de la víctima. Sin embargo, aquel cometido no pudo ser logrado por razones ajenas a su voluntad”.

Capuchetti resolvió entonces la prisión preventiva de los acusados y les trabó un embargo sobre sus bienes por 100 millones de pesos a cada uno.

¿Te gustó la nota?
Dejanos tu Opinión